"El" delito de la pandemia

Hay más estafas virtuales y telefónicas pero baja la edad de los afectados

26/9/2021 | 06:30 |

Desde el municipio destacaron la vuelta a la presencialidad de los talleres para adultos mayores en sociedades de fomento y centros de jubilados, como una herramienta importante de prevención.

Los talleres, como en Villa Rosas, son una buena herramienta preventiva para los abuelos.

   El coronavirus y la cuarentena obligaron a todos a reconvertirnos, incluso a los que delinquen, que debieron buscar vías a distancia para lograr su cometido.

   Las estafas virtuales, a través de llamadas o mensajes telefónicos y/o mediante cajeros automáticos fueron el camino predilecto para cometer sustracciones, algunas cuantiosas.

   Y las personas de la tercera edad se convirtieron en blanco vulnerable, por ser de una generación más "confiada" y que, por otro lado, desconoce todos los adelantos tecnológicos que sirven de "anzuelo".

   Sin embargo, desde el año pasado a la fecha, al menos en Bahía, se fue desacelerando el porcentaje de víctimas de 60 años de edad o más, según lo marcan las estadísticas.

   En buena medida puede tener que ver con la insistencia por distintos medios de difusión de las medidas de prevención, así como los talleres para adultos mayores, acordados desde hace 4 años entre el municipio y el PAMI, cuya presencialidad se reanudó en los últimos tiempos, tras haberse cortado en marzo de 2020, por las restricciones de la pandemia. 

   "Este año ya se han realizado más de 15 y el número de asistentes no baja de 25 y ha llegado a 50 personas", afirmó Emiliano Álvarez Porte, subsecretario municipal de Seguridad.

   Clubes, centro de jubilados, sociedades de fomento y otros espacios barriales pueden ser escenario de las citas, que siempre cuentan con la intervención del funcionario así como de Emiliano Aguirre, colaborador del área y encargado de dictar los cursos, que en breve se ampliarán a temáticas como grooming y desarme.

   "Si bien la subsecretaria los ofrece en cada reunión barrial de seguridad y se promocionan a través de las redes sociales, se dictan a demanda y la intención del municipio es difundir este servicio", afirmó Álvarez Porte.

   El objetivo está focalizado en dar herramientas de prevención y cuidado en la vida cotidiana de los abuelos

   "Son consejos vinculados a distintos aspectos de su cotidianeidad, como actuar en el banco, hacer las compras, en la vía publica, y especial atención a los llamados telefónicos", agregó.

   

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   El subsecretario consideró que "al ser una generación que se ha criado de otra forma, en una sociedad distinta", se trata de una franja etaria a la que hay que proteger con especial atención, teniendo en cuenta que, además, existe una profesionalización del delito que "aprovecha esta bondad natural y confianza de los adultos mayores para transformarlos en victimas".

   Los interesados en recibir este tipo de talleres se deben contactar a través de la página de Facebook Seguridad Bahía Blanca o al teléfono 4594068.

   Los encuentros pueden canalizarse a través de centros de jubilados o sociedades de fomento, aunque también pueden ser informales, organizados por particulares, siempre y cuando se desarrollen en espacios amplios.

Números elocuentes

   Las estadísticas oficiales marcan que la cantidad de denuncias por estafas virtuales o telefónicas en Bahía Blanca no bajan. Por el contrario.

   Solo en el primer semestre de 2021 se registró una cantidad mayor (120 denuncias) que en todo 2020 (119), con la salvedad que en el último trimestre del año pasado ya se advertía un aceleración, con promedios mensuales de 20 hechos, tal como sucede ahora.

   En 2019, con la anterior "normalidad", se habían registrado apenas 42 casos de este tipo, casi la misma cantidad que hoy se puede contabilizar en solo un bimestre.

   Sin embargo, el dato más interesante de los números oficiales es que viene disminuyendo la cantidad de denunciantes de 60 años de edad o más.

   En 2019, más de la mitad de las denuncias (56%) era de hombres y mujeres que forman parte de la franja etaria que en los gráficos oficiales se define como "tercera edad".

   El año pasado, ese porcentaje disminuyó al 32% y en lo que va del corriente año es del orden del 18%, siempre según la información oficial.

   Este dato comparativo permite destacar la importancia de las distintas herramientas de prevención y su difusión respectiva, entre ellas las charlas y/o talleres municipales, así como las que también encararon distintos comisarios en sus jurisdicciones. 

   "Nosotros lo relacionamos con el mapa (del delito): donde hicimos los talleres dejamos de tener hechos y se dieron donde no hemos llegado", explicó Álvarez Porte.

   Por el contrario, se incrementó la cantidad de personas afectadas en la franja denominada "adultos mayores", entre los 41 y los 59 años de edad y también en "adultos" (de 26 a 40).

   De 2020 a 2021 se pasó de 32% a 37% entre las víctimas de "adultos mayores" y de 22% a 36% en el caso de los llamados "adultos".

 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias