Bahía Blanca | Martes, 16 de agosto

Bahía Blanca | Martes, 16 de agosto

Bahía Blanca | Martes, 16 de agosto

Battaglia: "El entrenador termina pagando la obsesión del club por la Libertadores"

Hugo Ibarra y Leandro Gracián asumirán la dirección técnica de forma interina, para dirigir al Xeneize contra San Lorenzo el fin de semana. 

Foto: Archivo.

   Vestido de civil y en su última visita al predio que Boca Juniors posee en Ezeiza, Sebastián Battaglia se plantó ante la prensa y habló tras su despedida como director técnico del Xeneize, tras la eliminación de anoche por Copa Libertadores, y por penales, ante Corinthians, por los octavos de final.

   Battaglia fue a retirar sus pertenencias y despedirse del plantel, tras la inesperada decisión del Consejo de Fútbol, encabezado por Juan Román Riquelme, horas después del partido disputado en La Bombonera.

   Una vez que el exmediocampista deje el predio, Hugo Ibarra y Leandro Gracián se harán cargo del plantel de forma interina y dirigirán su primer entrenamiento preparando el duelo del sábado ante San Lorenzo, que también será dirigido por la dupla de la Reserva.

   “No pedí explicaciones, acepto y respeto la decisión del Consejo. Puedo mirar a la cara a todos los jugadores y hablar con cada uno de ellos, más allá de todo lo que se dijo. Eso es lo que me llevo de esta experiencia. Por lo menos de mi parte sé que no me voy mal”, rompió el hielo el ahora extécnico Xeneize.

   Ante la consulta sobre la decisión del Consejo y su relación con el mismo durante su proceso, el cual incluyó dos títulos logrados, apuntó:

   “Fueron sucediendo cosas que no están dentro de lo que uno piensa. Y sí, ha habido distintas opiniones en todo este proceso, pero yo siempre he sido muy leal y me mantuve aferrado a mis valores y pensamientos. Pero como todo, hay diferencias que se marcan”.

Se terminó el Roman$e

   No caben dudas que el principal detonante para su salida del club fue la eliminación por penales ante el conjunto brasileño, derrota que una vez más frustra la ilusión del equipo azul y oro por volver a levantar el tan preciado trofeo continental.

   “La Copa Libertadores en este club se convirtió en algo obsesivo. Y los procesos y proyectos son difíciles de mantener y sostener en el tiempo. Como dije, me voy muy conforme, le dimos dos estrellas a la institución. Y la eliminación en copa se da por penales; en otros momentos nos dio alegrías y ahora tocó perder”, explicó.

   “Desde el 2007 que no se gana y pasaron un montón de entrenadores. Nadie tiene la fórmula del éxito. Es una obsesión y lamentablemente siempre termina pagando el técnico. Pero sabemos que es así en este club”, cerró.