Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

Insausti: "Queremos que en Bahía se fraccionen seis tipos distintos de residuos en los hogares"

El funcionario municipal destacó los avances que se vienen dando en el tema de separación domiciliaria, aunque reconoció que queda mucho por hacer.

Fotos: Pablo Presti - La Nueva. y Archivo

   El subsecretario de Gestión Ambiental del municipio, Matías Insausti, señaló que más allá de la incorporación de nuevos sectores de la ciudad a la recolección diferenciada de residuos, el trabajo se encuentra lejos de estar terminado, ya que la idea a futuro es que en cada hogar bahiense se llegue a separar seis tipos de residuos distintos antes de disponerlos en la calle.

   “Vamos a seguir sumando fracciones de residuos, porque entendemos que estamos bien en los pasos que estamos dando -dijo el funcionario-. También sabemos que queda mucho por delante, porque llevará varios años llegar a una separación en cinco o seis fracciones dentro del hogar; hoy estamos en dos y no toda la ciudad cuenta con las herramientas necesarias para poder hacerlo”.

   A estas dos fracciones que se llevan a cabo normalmente, se sumaron no hace mucho las composteras comunitarias. De este modo, dentro de cada vivienda bahiense se está promoviendo -de momento- la división de los residuos en húmedos no reciclables, inorgánicos secos y reciclables, y orgánicos compostables.


Matías Insausti, subsecretario de Gestión Ambiental.

 

   “Se trata de un proceso que vamos realizando de a poco. ¿Cuánto falta? Creemos que es infinito; pero vamos a seguir sumando fracciones de residuos”, confirmó.

   Insausti recordó que se han ido dando los pasos necesarios para la concientización de la población, con la llegada de las campanas de separación, la incorporación de los puntos sustentables y el pedido de que los vecinos comiencen a separar los residuos en origen.

   “Por esto, en la semana hemos incorporado varios barrios más, lo que nos permite tener una cobertura bastante importante en toda la ciudad. Esta vez, enfrentamos del desafío de tomar barrios populosos, llegando a más sectores”, aclaró.

    A esto se sumó, en la parte operativa, la puesta en funcionamiento de “un camión inclusivo para la recolección de residuos secos o inorgánicos reciclables”, con dos dotaciones “de choferes y corredoras mujeres”. El proyecto no queda solo ahí, sino que la idea es extender la iniciativa con charlas en escuelas y sociedades de fomento. 

   “Es un trabajo íntegro; no solo que pase un camión. Por eso, ahora le estamos pidiendo a la gente que separe en dos fracciones, que dividan en dos los residuos en su hogar”, dijo.

   Al respecto, señaló que si bien se creía que esta propuesta iba a tardar un poco más en llegar, “la pandemia ayudó a que se acelere un poco más el proceso de concientización y el cambio cultural”.

 

Finalmente, la planta de separación de residuos no se ubicará en Avenida Parchappe

 

   “Esto lo vemos reflejado en los puntos limpios y en la cantidad de material que llega a la planta de separación y clasificación municipal -sostuvo-. De cualquier modo, sabemos que es un cambio que va a llevar tiempo, ya que dependerá del cambio cultural y de la forma en que la idea va penetrando en el interior de los hogares. Puede llevar dos años o diez”.

   El titular del área de medio ambiente municipal aclaró que el programa de reciclado está funcionando bien, aunque existe “rechazo en personas que no se enteraron de lo que hay que hacer o no comprendieron cuáles son las reglas o cuál es la finalidad de la separación”.

   “Entonces, todo esto se potencia con la incorporación de este servicio de recolección de residuos secos. Levantar la bolsa correcta también ayuda mucho a la correcta separación”, señaló.

 

Planta integral

   Insausti sostuvo que se continúa gestionando para la puesta en funcionamiento de una planta integral de reciclado en nuestra ciudad, aunque aclaró que el proyecto todavía se encuentra en broradores.

   “Básicamente, planteamos un nuevo centro de disposición de residuos, que nos permita tener un lugar de disposición final pero también de recuperación de materiales dentro del mismo predio. Entendemos que el único límite sería la cuestión logística”, explicó.

   En ese sentido recordó que actualmente a Bahía Blanca se traen residudos peligrosos o patogénicos de “una zona enorme”.