Horror en Neuquén: mataron a un nene de dos años y vecinos incendiaron la casa del padrastro

7/12/2021 | 07:43 |

El acusado también habría abusado del menor en un trágico hecho ocurrido en el barrio 7 de Mayo, a pocos días del deceso de Lucio Dupuy, el menor de 5 años que fue asesinado por su madre y la pareja en La Pampa. 

Fotos: NA

   Un niño de 2 años fue abusado sexualmente y asesinado a golpes en el barrio neuquino de 7 de Mayo, según confirmó la autopsia, y por el hecho fue detenido su padrastro, quien lo había llevado inconsciente al hospital para que sea asistido, mientras que los vecinos de la zona incendiaron la casa del hombre tras conocerse las causas del deceso del menor.

   El triste episodio ocurrió el lunes pasado, días después de la muerte de Lucio Dupuy, el pequeño de La Pampa que falleció tras ser golpeado por su madre y su pareja.

   El resultado de la autopsia que practicó el Cuerpo Médico Forense se conoció en la noche del lunes y confirmó que el niño falleció por diversos traumatismos, mientras que además tenía lesiones compatibles con un delito contra la integridad sexual.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Tras conocerse la noticia, el barrio enardeció de bronca, los vecinos se acercaron hasta la vivienda para pedir justicia por el pequeño y varios de ellos prendieron fuego la casa en donde ocurrió el abuso y muerte del niño.

   Según informó el diario La Mañana de Neuquén, alrededor de las 22 una cantidad importante de vecinos se acercó a la puerta en donde se produjo el asesinato y comenzó a vandalizar el domicilio y, si bien había presencia policial en el lugar, no lograron contenerlos.

   El niño había sido llevado al hospital Heller por su padrastro para ser asistido y, según se indicó, el nene estaba inconsciente, presentaba "varios golpes" y, pese a los esfuerzos del personal que practicó maniobras de resucitación, el pequeño había fallecido.

   De inmediato se dio aviso a las autoridades de Salud y a la Justicia, quedando la investigación en manos del fiscal Andrés Azar y entre las medidas que se ordenaron, se realizó una requisa en la vivienda en el barrio 7 de Mayo donde sucedió el crimen a cargo de personal de Criminalística y peritos del Poder Judicial y se concretó la autopsia forense al cuerpo del niño.

   Los vecinos presentes en el lugar apuntaron contra el hombre como el principal sospechoso y confiaron que la madre dijo desconocer que le había pasado a su pequeño, mientras que se supo que los tres hermanos de la víctima (de 4 y 5 años y un bebe de meses) quedaron en custodia de una familiar. (NA)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias