Denuncian retrasos para cubrir vacantes en el Poder Judicial

21/5/2008 | 09:00 | El Foro de Estudios sobre la Administración de Justicia (Fores) denunció ayer que el gobierno nacional abrió a consulta pública apenas once cargos para cubrir juzgados vacantes. Para la ONG experta en temas tribunalicios, esa situación refleja que, a pesar de la gravedad institucional que provocan las demoras, no se aceleran los procesos de nombramiento.


 BUENOS AIRES (De nuestra agencia) -- El Foro de Estudios sobre la Administración de Justicia (Fores) denunció ayer que el gobierno nacional abrió a consulta pública apenas once cargos para cubrir juzgados vacantes.


 Para la ONG experta en temas tribunalicios, esa situación refleja que, a pesar de la gravedad institucional que provocan las demoras, no se aceleran los procesos de nombramiento.


 "Resolver el problema de los juzgados vacantes y las subrogancias es hoy una prioridad para el sistema de justicia", subrayó el presidente del comité ejecutivo de Fores, Patricio Petersen.


 El Congreso, mientras tanto, dio media sanción a un proyecto que prorroga por un año las actuales suplencias de los jueces subrogantes hasta tanto se instrumente otro mecanismo de designación.


 "Aproximadamente, el 25% de los jueces integrantes del Poder Judicial de la Nación ya no fueron nombrados mediante el procedimiento que dicta la Constitución Nacional sino mediante el régimen de subrogancias fijado por el Consejo de la Magistratura", apuntó Petersen.


 "En mayo de 2007 este procedimiento fue tachado de irregular por la Corte Suprema en el fallo `Rosza, Carlos Alberto y otro s/recurso de casación'. Ahora, el Senado dio media sanción a un proyecto que prorroga las actuales suplencias por un año", agregó.


 Esa resolución enfatiza, en uno de sus considerandos, que no puede dejar de ponderarse la significativa cantidad de designaciones que tuvieron lugar bajo el régimen impugnado, que llega a aproximadamente al 20% de la judicatura.


 "Esa situación pone de manifiesto que el carácter extraordinario del sistema de reemplazos se vio claramente desvirtuado, convirtiéndose en regla a la excepción, lo cual conlleva una clara afectación del desarrollo regular de la administración de justicia. Seguimos sin resolver el problema en un doble aspecto", explicó Petersen.


 "Por un lado, los nombramientos efectivos continúan sufriendo una demora preocupante. Por otro, se vuelve a postergar la decisión acerca de qué hacer con los jueces subrogantes que no fueron nombrados por un procedimiento constitucional", prosiguió.


 Petersen remarcó, además, que la participación de la sociedad civil en los procesos no siempre es fomentada por los organismos que la solicitan.


 ¿Un caso? Con argumentos meramente formales, la comisión de Acuerdos del Senado que, pese a ser la encargada de celebrar las audiencias públicas mediante las que la ciudadanía puede participar en los mecanismos de designación, rechazó una presentación de Fores, por medio de la cual se pretendía tener participación en la audiencia pública del pasado miércoles 7, contradiciendo incluso la información publicada en el sitio web de la Cámara Alta.


 "El panorama es preocupante: jueces sin las debidas garantías para su independencia, un mandato de la Corte cumplido a medias, un protagonismo ciudadano más formal que real y un sistema para seleccionar jueces lento e ineficaz. Se sigue afectando la independencia del Poder Judicial", abundó Petersen.


 "A nadie escapa que los jueces subrogantes son, en tanto carecen de inamovilidad en el cargo --y, generalmente, están concursando para obtenerlos--, más vulnerables a las presiones políticas de quienes deberán nombrarlos o no en el futuro", finalizó el especialista.



Mustang Cloud - CMS para portales de noticias