Bahía Blanca | Sabado, 02 de marzo

Bahía Blanca | Sabado, 02 de marzo

Bahía Blanca | Sabado, 02 de marzo

Volvieron a robar en una vivienda del barrio San Carlos

El tío de Camila Arias, la joven que este año falleció al intoxicarse con monóxido de carbono, fue víctima de una nueva sustracción en su casa de Payró y Pronsato. Los ladrones se llevaron hasta las cámaras de seguridad.

Arias resaltó que es "lamentable" la inseguridad que se vive en el barrio San Carlos. (Archivo-LN.)

Gerardo Arias, tío de Camila, la joven que en marzo murió por la inhalación de monóxido de carbono en la central de Taxi Ya, resultó víctima de otro robo en su vivienda del barrio San Carlos donde los ladrones desvalijaron el lugar y provocaron destrozos.

Según informó el profesor de educación física, los delincuentes sustrajeron una gran cantidad de material deportivo, relojes, ampolletas y otros objetos que utiliza para trabajar.

El hecho de inseguridad se consumó poco después de las 22 de ayer, cuando el morador no estaba presente en su domicilio ubicado en las calles Payró y Pronsato.

Para poder ingresar en el inmueble, los autores de la sustracción rompieron rejas y también puertas internas que se hallaban cerradas con llave.

 

 

"Rompieron todo y robaron hasta las cámaras de seguridad (de la casa) y su central. Quiero ver en el celular las imágenes de las cámaras de adentro, porque esas los tienen que haber captado de frente", dijo Arias.

"Es un desastre. El valor económico de lo material que robaron es irrelevante, pero más que nada se trata del valor sentimental de los elementos que utilizo para las prácticas deportivas", agregó el docente, quien se desempeña en la Primera división del fútbol local.

 

Panorama "lamentable" 

El denunciante consideró "lamentable" la seguidilla de robos cometidos en el último tiempo contra vecinos de ese sector de la ciudad.

A fines de mayo pasado, el hombre había sido blanco de otro delito contra su propiedad y en aquella ocasión sufrió pérdidas por aproximadamente 1,5 millones de pesos.

"Nadie está exento y cuando te pasa algo así, sentís mucha indignación. Lo que está ocurriendo es lamentable y esperemos que ahora se pueda hacer algo. Ya hablé con policías de la comisaría Séptima, que hacen un trabajo impecable, pero les faltan medios", opinó el entrevistado.

 

 

"Ellos también se sienten con bronca porque los detienen (a los ladrones), pero al poco tiempo (la justicia) los libera y la causa se archiva. Después los efectivos policiales ven a los mismos delincuentes en la calle", finalizó Arias.