Hace 19 años

Pocos se dieron el gusto de compartir una misma noche con Manu Ginóbili y Hernán Montenegro

6/7/2020 | 10:40 |

Fue el 6 de julio de 2001, en un partido a beneficio del Hospital Municipal.

 

Por Fernando Rodríguez / @rodriguezefe

 

   Emanuel Ginóbili ya era Manu, aunque sin ser, todavía en esa época, el jugador que terminó siendo. De todos modos su figura ya era convocante.

   Aprovechando la estadía en la ciudad del por entonces jugador de Kinder Bolonia, su club, Bahiense del Norte reunió a diferentes jugadores en un partido que, en el marco del 26 aniversario de la institución, permitió con lo recaudado colaborar con el Hospital Municipal, una institución a la que la entidad siempre tuvo presente por su cercanía.

Bahiense. Parados, desde la izquierda, Gabriel Schamberger, Hernán Montenegro, Hernán Magistrini, Sergio Hernández, Emanuel Ginóbili, Pablo Hoya y Cecil Valcarcel. Abajo: Federico Sureda, Leandro Ginóbili, Alejandro Montecchia, Mariano Pizzo y Sebastián Ginóbili.

 

   Lo cierto que entre el puñado de jugadores, con algunas figuras como Alejandro Montecchia, Hernán Jasen y Sebastián Ginóbili apareció el Loco. Sí, Montenegro.

   De un lado estuvo una selección de Bahía y, enfrente, Bahiense del Norte reforzado.

Bahía. Parados, desde la izquierda, Gustavo Walter, Mauro Campaña, Diego Sequeira, Hernán Jasen, Mauro Bianco, Andrés Iannamico, Alejandro Navallo, Roberto Juanpataoro y Oscar Bruni. Abajo: Mariano Castets, Lucas Bianco, Diego González, Roberto Canutti, Ulises Agulló y Federico Susbielles.

 

   “Me había olvidado que habíamos jugado juntos un partido... Hubiera estado bueno jugar un poquito más, ¿no?”, escribió en 2017 Hernán.

   Y agregó: “Muestra de que Dios existe es que no nos juntó; qué mal la hubiera pasado los demás... ¡Pero como nos divertiríamos!

   Esa noche sí pudieron divertirse dentro de la cancha y el público disfrutó en el Casanova.

Bichín Walter se le anima a Manu. ¡No lo vas a lesionar!
Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

 

   Los que tuvieron la fortuna de jugar esa noche, podrán decir que un día se dieron el lujo de compartir cancha con el mejor jugador de todos los tiempos y, acaso, el otro más talentoso que dio la ciudad.

   La síntesis del partido, cuyo resultado fue anecdótico:

   Bahiense del Norte (110): A. Montecchia (22), E. Ginóbili (24), L. Ginóbili (16), P. Hoya (10), H. Montenegro (15), formación inicial; S. Ginóbili (13), H. Magistrini (4), M. Pizzo (3) y F. Sureda (3). Entrenador, Sergio Hernández.

   Bahía Blanca (108): M. Castets (4), H. Jasen (22), F. Susbielles (18), D. Sequeira (9), M. Campaña (8), formación inicial; U. Agulló (2), L. Bianco (6), M. Bianco (4), R. Canutti (3), D. González (7), A. Iannamico (11) y G. Walter (14). Entrenador, Alejandro Navallo.

   Arbitros: Raúl Chaves y Alejandro Ramallo.

 

El mismo día

 

   Curiosamente, el mismo día, pero 13 años más tarde, es decir en 2014, estuvo en la ciudad la copa Larry O’Bannon, que se entrega a los campeones de la NBA y que Manu ganó en cuatro oportunidades con los Spurs.

   Ese día, Emanuel convocó a un grupo de allegados para poder mostrarla, aunque se quedó con las ganas de poder hacerlo abierto, algo imposible por la escasa cantidad de horas previstas de permanencia del trofeo en la ciudad.

   Después de esa reunión, Manu estuvo en diferentes lugares referentes de la ciudad sacándose fotos con el trofeo.

 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias