199º Aniversario

Gustavo Malek: el querido pionero de San Blas que al fin tiene su propia calle

18/10/2020 | 07:00 |

La actual arteria Nº 35, desde la costa hasta el Pueblo Viejo, llevará su nombre. Se aprobó de forma unánime en el CD maragato. Merecido homenaje a quien traccionó en pos del crecimiento turístico del lugar.

   Javier Cambarieri
   laregion@lanueva.com

   En coincidencia con el 199° aniversario del Paraíso de los Pescadores, y a pocos meses de la partida del reconocido vecino Gustavo Malek, el Concejo Deliberante de Patagones, aprobó el expediente 4084-714 / HCD 2020 , mediante el cual se impuso su nombre a la calle Nº 35, de Bahía San Blas, en cuya arteria el pionero posee su vivienda.

   La iniciativa surgió de la ex concejala Mónica Devia (hoy secretaria Legislativa del CD), quien pretendía hacer este homenaje en vida; aunque el proyecto no pudo concretarse en los plazos por ella deseados por los trámites que requiere todo el proceso.

   Esta iniciativa fue retomada por el edil Marcelo Castronovo (JpC) y luego de recorrer las instancias legales requeridas llegó al CD para su aprobación definitiva.

   No fue Castronovo el defensor del proyecto debido a su licencia y la responsabilidad recayó en el ex delegado sanblaseño (hoy concejal), Ricardo Angos.

   En su alocución, el edil maragato expresó que “Gusty” (así también se lo llamaba) fue por primera vez a Bahía San Blas en el año 1950, con sus padres y pararon en una carpa, hecho que repitieron a los largo de los años, generalmente en la zona conocida como “Los Tamariscos”, hasta que pudieron comprar un terreno y construir  la casa, que inauguraron en el año 1960.

   Lo recordó “siempre junto a su inseparable esposa (Berta) e hijos (Gustavo Eduardo y Mónica), a los cuales les inculcó el amor por esa isla”.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Desde ese entonces, comenzó a involucrarse con la comunidad de San Blas y con un pequeño grupo de gente que tenía su casa de fin de semana allí.

   “Tardábamos dos o tres horas para llegar y muchas veces la lluvia nos complicaba. Íbamos por una huella de la Salina al principio, cerca de Cardenal Cagliero y de allí costeando la vía hasta José B. Casas y luego el actual camino hacia la bahía”, le relató alguna vez Malek a este cronista.

   Junto al reconocido carpintero y creador de muebles Don Salvador Melluso, y la comisión de fomento de aquella época, comenzaron hacer trámites para poder construir un hotel sobre la costa (hoy Hostería San Blas -ex ACA). También fue precursor al conseguir el primer motor para dotar de electricidad a un sector de la bahía.

   “Fue presidente de la comisión de fomento de San Blas durante varios años, siempre haciendo de nexo con las autoridades para conseguir cosas para el lugar. También integrante muy activo de la comisión de pesca del Club Jorge Newbery, con el que realizó varios concursos de pesca”, recordaron.

   Una de sus tantas anécdotas fue pescar junto al reconocido músico Astor Piazzola, amante de la pesca del tiburón quien visitó la bahía en varias oportunidades. Al mismo tiempo fue amigo y compañero de pesca del presidente José María Guido, “siempre en su mente tenía este lugar como su lugar en el mundo”.

   Comienzan las 24 horas

   Siempre pensando en qué más podía hacer para el fortalecimiento y crecimiento de esta comunidad reunió a un grupo de amigos y comenzó a realizar un desafío: pescar durante 24 horas. Así nació el afamado concurso de pesca deportiva “Las 24 Horas de San Blas”, que realizó durante 30 años consecutivos. Lo recaudado en cada concurso siempre fue para dejar una obra en la bahía.

   Entre esos aportes se destacan la finalización de la Escuela Primaria Nº 7 “Islas Malvinas” de la localidad, el portal de ingreso, la oficina de informes turísticos sobre la costanera sanblaseña, la plaza del pescador deportivo con la creación del primer monumento al pescador deportivo en Argentina, la iluminación del sector de pesca en la costanera y la promoción del lugar en todo el país, entre otras muchas cosas.

   Muchos adjetivos se podrían utilizar para describir a Gustavo Malek y la consensuada idea que una calle de su querido y amado San Blas lleve su nombre; pero con el mote de buena persona, buen esposo, padre, amigo y vecino, quiero cerrar este escrito para una persona que supo buscar la manera de hacer conocer al mejor pesquero deportivo del país y ubicarlo en trascendencia, alguien que superó todas las fronteras hasta ser conocido a nivel mundial.

  

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias