“Los derechos de los ladrones dictaron sentencia”, se quejó la madre de un militar puntaltense muerto en Comodoro

13/8/2019 | 09:44 |

La justicia de esa ciudad absolvió al único imputado por el crimen de Hugo Molina Escobar, cabo de la Armada que falleció al caer de un barranco cuando presuntamente escapaba de un robo.

   La justicia de Comodoro Rivadavia absolvió ayer al único imputado por la muerte del puntaltense Hugo Molina Escobar (29), cabo de la Armada que prestaba servicios en en esa localidad chubutense.

   “La falta de justicia y las garantías de los derechos de los ladrones con antecedentes penales dictaron sentencia”, se quejó Alicia Escobar, madre de la víctima.

   El absuelto, Elías Maldonado (foto de abajo), llegó a juicio acusado de causar la muerte de Molina Escobar cuando intentaba robarle el celular.

   El hecho ocurrió el 29 de abril del año pasado, en Comodoro Rivadavia, donde Molina Escobar había sido destinado para trasladar al personal que colaboraba con la búsqueda del submarino ARA “San Juan”.

   El marino murió tras caer de un barranco de 27 metros. Estuvo desaparecido varios días, hasta que la policía lo halló en una obra de aterrazamiento del cerro Chenque.

   Según la fiscalía, cerca de las 6 de aquel día el militar salió con otras 3 personas de un boliche hacia un cajero automático y después de retirar dinero fueron a beber alcohol a una zona conocida como balcón del paraíso.

   En un momento dado, entró en escena Maldonado, quien abrió una puerta del auto, tomó del cuello al marino y lo increpó diciéndole: “Vos sos vigilante”. La víctima se asustó y salió corriendo. Por detrás corrió Maldonado con un arma de fuego. Un tercer integrante del grupo salió detrás de ellos y cuando Maldonado regresó le dijo: “Solamente le quería tirar un tiro, me quería ‘hacer’ el celular”.

   En el intento por ponerse a salvo, Molina Escobar cayó por el barranco y sufrió múltiples fracturas de tórax y cráneo que le causaron la muerte.


   
   Pero según el tribunal integrado por las juezas Gladys Olavarría, Mónica García y Mariel Suárez, no se pudo acreditar con certeza la autoría ni que “el occiso fuera empujado hacia el vacío” ni tampoco “la intención de despojarlo de su celular”. El fallo fue unánime.

   “Un hombre de bien como mi hijo se quedó sin justicia. Si yo hubiera dejado que sea un ladrón y delincuente con antecedentes penales, hoy no lo estaría yendo a ver al cementerio, pero para corruptos la vida no tiene valor”, agregó la madre del marino en su cuenta de Facebook.

   “Hablame de justicia. Tenés que ser muy delincuente y corrupto para andar bien en este país”, se lamentó. (La Nueva., elpatagonico.com, puntanoticias.com.ar y diariocronica.com.ar)
 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias