Una chaqueña es la primera abogada gitana del país

29/3/2003 | 09:00 | BUENOS AIRES (EFE) -- Karina Miguel, de 29 años, acaba de convertirse en la primera gitana del país que recibe el título de abogada y ya está animando a otras mujeres de su pueblo a romper moldes para seguir sus pasos. "Yo sé que mi caso les va a hacer bien a muchas chicas gitanas que cumplen 15 años y se sientan a esperar que las vendan. Pueden hacer otra cosa, como estudiar y tener más oportunidades", alertó Karina.




 BUENOS AIRES (EFE) -- Karina Miguel, de 29 años, acaba de convertirse en la primera gitana del país que recibe el título de abogada y ya está animando a otras mujeres de su pueblo a romper moldes para seguir sus pasos.


 "Yo sé que mi caso les va a hacer bien a muchas chicas gitanas que cumplen 15 años y se sientan a esperar que las vendan. Pueden hacer otra cosa, como estudiar y tener más oportunidades", alertó Karina.


 Su padre, Carlos Miguel, que se dedica a la venta y compra de automóviles en Neuquén, apoyó a Karina para que estudiara en vez de concertarle matrimonio, como es costumbre entre los gitanos, y hoy está tan orgulloso del título universitario de su hija que dice que ni por "100.000 millones de dólares" la entregaría.


Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

 Karina nació en la provincia del Chaco, pero reside desde niña en Neuquén, donde cursó sus estudios de Derecho.


 Como premio por el título recibió un automóvil japonés valorado en 25.000 dólares.


 "Me gusta mucho esta profesión y espero ser una buena abogada. Entre las muchas cosas lindas que me están pasando está el caso de una hermana mía quien volverá a estudiar y que muchas gitanas quieran seguir mis pasos", indicó la flamante letrada, rubia y alta (mide 1,77 metros).


 "Estoy orgullosa de ser gitana", aseguró la joven que, según sus familiares, cuando tenía 12 años ya sabía manejar y hacer boletos de compra-venta de vehículos.


 Karina reveló que al comenzar sus estudios en la Universidad del Comahue, en la ciudad rionegrina de General Roca, le costó encontrar el equilibrio entre las dos culturas.


 "Me trataron muy bien, pero --admitió-- era como que yo no terminaba de encajar".



Mustang Cloud - CMS para portales de noticias