Bahía Blanca | Sabado, 24 de febrero

Bahía Blanca | Sabado, 24 de febrero

Bahía Blanca | Sabado, 24 de febrero

Con un polémico aterrizaje, llegó al país el nuevo avión presidencial que reemplazará al Tango 01

La aeronave reemplazará a la adquirida por el expresidente Carlos Menem durante su gestión en los 90.

Tras varios meses de negociaciones y espera, el presidente Alberto Fernández podrá disponer desde este 25 de mayo del nuevo avión presidencial, un Boeing 757-256.

Sin embargo, su aterrizaje en en el aeroparque Jorge Newbery de la ciudad de Buenos Aires generó polémica debido a una maniobra que realizó a metros de la pista.

Minutos antes de realizar el aterrizaje efectivo, la aeronave bajó a pocos metros de la pista, llegando a volar a tan solo 45 metros de tierra. Luego, el piloto puso el avión de costado, viró hacia el Río de la Plata y retomó vuelo. Previo a este hecho, a las 17.05 había sobrevolado por la Plaza de Mayo, justo por encima de la Casa Rosada, momentos después de que finalizara el acto encabezado por la vicepresidenta Cristina Kirchner.

 

La aeronave aterrizó en aeroparque de manera efectiva a las 17.14 horas, bajo una intensa lluvia, procedente de Miami, donde fue preparado y pintado para entrar al servicio del jefe de Estado argentino.

La maniobra generó críticas por parte de especialistas. En ese sentido, Carlos Rinzelli, piloto y consultor, consideró que fue "bastante ilógico". "¿El avión puede hacer esto? Sí. ¿Es necesario? Si no hay nada coordinado y nadie le pidió que lo haga, es bastante ilógico", comentó en diálogo con TN. 

"Es un avión nuevo, los pilotos vienen recién habilitados en el avión. Habría que ver qué experiencia tiene cada uno", agregó.

"Era simplemente un traslado del avión. Debería haber aterrizado haciendo la aproximación normal, en un aeropuerto que generalmente está congestionado. Aeroparque no es simple. Además, con estas condiciones meteorológicas es como que vos me digas 'Hoy tenemos un festival aéreo' y está lloviendo. Y suspéndelo", argumentó Rinzelli.

Las características del nuevo avión presidencial

Se trata de un aeronave con autonomía para realizar viajes al exterior, que se obtuvo tras la entrega del histórico Tango 01, valuado en casi 3 millones de dólares y actualmente en desuso, y el depósito de una diferencia de poco más de 22 millones de dólares.

La nueva aeronave es un modelo fabricado en el año 2000 y comenzó a funcionar como un avión comercial y en 2009 cambió su interior por equipamiento VIP. Según registros de matrículas de Estados Unidos, el avión fue originariamente de la empresa Iberia y llevaba la identificación EC-HIP.

Luego, el 28 de mayo de 2005, cambió de manos y el dueño, Funair Corporation, pasó a anotarla como N757AG, en Estados Unidos. El 13 de abril ya figura como cambiada la titularidad a favor del gobierno argentino y está identificada como ARG-01.

Según se puede apreciar en las imágenes que se difundieron, la carrocería del avión está vestida por colores patrios: franjas celestes y blancas, y algunos detalles en dorado. En el exterior, también están pintados otros símbolos como el gorro frigio y las Islas Malvinas.

En la cola de la aeronave, se puede apreciar la nueva denominación que recibirá el medio de transporte presidencial, Argentina 01, que recibe la abreviación de "ARG 01", que se utilizará una vez que sea entregado a las autoridades nacionales, y la imagen del clásico sol de la bandera argentina en la aleta estabilizadora. (Perfil)