Bahía Blanca | Jueves, 18 de agosto

Bahía Blanca | Jueves, 18 de agosto

Bahía Blanca | Jueves, 18 de agosto

Domínguez, después del "que se vayan todos" y antes de Racing: "El clásico nos puede marcar fuerte"

Dura derrota de Independiente, en la previa a un partido siempre especial.

   El entrenador de Independiente, Eduardo Domínguez, vaticinó que el clásico con Racing Club a jugarse el próximo domingo en el Cilindro de Avellaneda, por la séptima fecha de la Liga Profesional, "puede marcar fuerte" a su equipo, que anoche se retiró de la cancha entre el clamor de "que se vayan todos" que bajó desde las gradas tras la derrota como local ante Platense.

   "El clásico nos puede marcar fuerte y ojalá que sea así desde lo positivo, para avanzar hacia el futuro", destacó Domínguez luego de la caída por 3 a 1 frente a los "calamares" en el estadio Libertadores de América-Ricardo Bochini.

   "Lo de anoche fue un golpe fuerte por las formas que mostramos. A nadie le gusta perder obviamente, pero los errores que se cometen te afectan, como el que influyó en el empate de ellos sobre la hora del primer tiempo y que repercutió en el segundo", puntualizó.

   Domínguez, de 43 años, advirtió sin embargo que si bien "es necesario tener un equilibrio, este debe existir también fuera de la cancha. Y eso es necesario para esta semana previa al clásico, porque nos tenemos que levantar. Y para eso necesitamos ímpetu mental". 

   "Pero esto no me va a hacer descreer de mi capacidad ni de quién soy, y eso lo hago extensivo a los jugadores. Aunque si bien las cosas viene mal desde hace tiempo en el club, tampoco puedo mirar para otro lado y decir que no tengo nada que ver. Debo aceptar las cosas que puedo hacer mal", reconoció con autocrítica.

   "Y en cuanto a la reacción de los hinchas en el final del partido, no creo que la desaprobación de la gente sea por algo puntual, sino por la bronca de la derrota y del momento", interpretó.

   Finalmente el técnico nacido en Lanús aclaró que anoche le transfirió la capitanía que ejercía el volante Lucas Romero al uruguayo Sebastián Sosa, "porque él es un arquero de selección que está luchando por ir al Mundial y el error de la fecha anterior en el segundo gol de Patronato (Independiente también perdió 3-1 en Paraná) se pagó caro, por lo que hay que estimularlo porque tiene categoría como para salir adelante".

   En la jugada mencionada por Domínguez, el guardavallas que está en la órbita del entrenador del seleccionado uruguayo, Diego Alonso, para ir a Qatar, quiso salir jugando con los pies en el primer tiempo, pero el volante rival Jonás Acevedo lo despojó del balón y marcó la segunda conquista de su equipo.