Bahía Blanca | Sabado, 25 de junio

Bahía Blanca | Sabado, 25 de junio

Bahía Blanca | Sabado, 25 de junio

Scaloni, tranquilo y consciente: "En algún momento esto se puede torcer", admitió

El DT de Argentina habló de la lista de jugadores y de la relación con la gente, entre otros temas.

   Lionel Scaloni ya tiene la cabeza en el Mundial de Qatar, que comenzará en noviembre.

   La selección argentina, en su preparación, enfrentará a Italia el 1 de junio, por lo cual comenzaron los entrenamientos en España.

   En una entrevista con Canal 9, el DT habló del próximo partido y de la lista que va dibujando para el Mundial, entre otros temas.

  —¿Qué te da este partido contra Italia? ¿Cambia mucho que sea europeo?

   —El rival cambia porque es fuerte, más allá de que sea europeo o del continente que sea. Al ser un rival fuerte siempre está bueno enfrentarlo. No es un buen momento en cuanto a fechas, vienen jugadores bastante complicados, con vacaciones y algunos con lesión. Me gustaría que estén todos bien y eso no es posible. Entonces es un hándicap que hoy estamos teniendo y que lo afrontaremos como siempre lo hemos hecho, que el reemplazante o el que tenga que jugar lo haga de la mejor manera. Pero no deja de ser un lindo partido y que es una prueba linda para lo que viene.

   —Tenés una base ya probada, preparada para las pruebas como sucedió en todo el ciclo.

   —Nosotros hoy estamos tranquilos, de verdad. En el sentido en el que si no está uno juega el otro y nos va a rendir. Nos gustaría que estén todos, ese es el único tema. Y que tengamos que tomar una decisión pura y exclusivamente futbolística y no tanto por una lesión o una sanción. Pero sí que la tranquilidad está en que sabiendo que al que le toque jugar es porque ya rindió o porque ya tuvo esa posibilidad de jugar. Y eso para nosotros está bueno.

   —¿Son pocos los partidos previos al Mundial?

   —A mí, sinceramente, me interesa jugar pero no a cualquier precio. No jugar por jugar. No me parece positivo pasar por tres continentes para ir a jugar un partido y quitarles 15 o 18 días de vacaciones a los jugadores. No la veo porque sé lo que es jugar 60 partidos en un año y sé lo que es 15 días de vacaciones. Sobre todo pensando en lo que viene. Así que teniendo este partido creo que estamos bien, si hay un segundo me parece que sería lo ideal. Y si no está entrenaremos y sacaremos conclusiones. De lo que se trata es estar juntos y hacer los conceptos que uno quiere, intentar redondear la idea que lo más importante. Al final es lo que uno quiere.

   —¿Se va achicando la lista definitiva?

   —Creo que al contrario, hay que tenerla amplia. En el sentido de los que han venido con nosotros. Y no achicar, porque si después pasa algo tu mente ya estaba en una idea. Sin embargo nosotros estamos con una lista que es la que damos normalmente, de 30 o 35 y después la recortamos. Esos tienen posibilidades de venir todos, a partir de ahí será el momento cuando toque darla. Porque a lo mejor alguno no está ahora en la lista final y está en noviembre. Lo importante es tener ese abanico y no estar pensando que éstos son mis 20 o mis 23 de campo. No sé que dirá la FIFA al final, si será esa cantidad de jugadores o no, pero la idea es no tener los jugadores justos, al contrario. Y después levantar el teléfono y si alguien no tiene que venir y hacer el llamado. Pero lo importante es que hay más jugadores que lo que uno cree.

   —¿Qué te genera la expectativa de la gente por esta Selección?

   —A mí lo que me gusta y ojalá siga así... es verdad que ganamos y seguramente sea todo porque se gana y eso, pero yo creo que también el equipo le da una manera de jugar a la gente que se siente identificada. Eso es lo que realmente a mí me gusta. Y que si en algún momento se tuerce porque no se puede ganar siempre, que la gente diga 'bueno, se perdió por X motivo pero dieron la cara y se juega como nos gusta'. Es lo que a mí me interesa. Porque en algún momento esto se puede torcer, eso es evidente.