Colectivos: 55 mil pasajeros menos y una caída de la recaudación del 90 %

6/4/2020 | 06:30 |

El volumen de usuarios pasó de 60 mil en una jornada hábil normal a poco más de 4 mil durante la cuarentena. Pedirán un aumento de los subsidios en Nación y Provincia.

Micros semivacíos, una de las postales de estos días. (Fotos: Emmanuel Briane-La Nueva)

Maximliano Allica / mallica@lanueva.com

   Durante un día hábil normal, sin cuarentena, en Bahía Blanca se mueven alrededor de 60 mil personas en transporte público de colectivos. La comparación con una jornada de cuarentena es drástica: la cifra baja a cerca del 7%. Es decir, algo más de 4 mil pasajeros.

    El dato aportado a La Nueva por los operadores del sistema muestra dos cosas: desde el punto de vista de la salud, una importante contribución para disminuir la circulación de virus; pero, desde el punto de vista de los empresarios y los trabajadores, un durísimo impacto por la merma en la recaudación.

   Los 60 mil usuarios de los días habituales pagan cerca de 110 mil pasajes, mientras que con el aislamiento ese número se redujo a 8.450.

   Según estiman las empresas, la recaudación cayó en un 90% a causa del aislamiento obligatorio, lo que implica una pérdida de 3,3 millones de pesos por día.

   Si se toma el mes de marzo completo, considerando que la primera mitad no estuvo alcanzada por las restricciones vinculadas con el coronavirus, la caída de la recaudación fue del 50% respecto de idénticos meses de años anteriores.

   El panorama para abril es incierto, porque se desconoce cómo seguirá la cuarentena, aunque todos los actores del sistema tienen claro que de ningún modo se volverá a la normalidad. Evitar la aglomeración de gente en el transporte público es uno de los ejes del gobierno para reducir la cadena de contagios. 

   "En estos días vamos a tener dos reuniones con representantes del sector en Bahía Blanca. Y a partir de la semana próxima nos comunicaremos con las esferas superiores de gobierno para pedir una actualización de los subsidios. No lo hicimos antes porque entendemos que la situación general impone prudencia", dijo el secretario municipal de Movilidad Urbana, Tomás Marisco.

   La Nación se puso al día la semana pasada con los aportes de enero y febrero, por lo cual la Municipalidad también va a pedir que se agilice el envío de los recursos de marzo. Se trata de 15,6 millones de pesos mensuales.

   En nuestra ciudad también están a la expectativa de un aumento de los subsidios provinciales, ya que se mantienen a valores de diciembre de 2018. Es decir, 25,5 millones de pesos por mes. En este caso, no hay atrasos en las partidas.

   "Después de las reuniones de esta semana veremos qué colaboración puede ofrecer la Municipalidad, pero difícilmente sea con fondos, ya que en la última ordenanza de aumento nos hicimos cargo de unos 50 millones de pesos de costos que antes estaban dentro de la tarifa y luego se le deducían a las empresas pero ahora no", explicó Marisco.

   Otro dato relevante es que la ordenanza aprobada por el Concejo Deliberante en enero para disponer el último aumento (sesión que la oposición llevó a la Justicia por considerar que el quórum fue ilegal) preveía que si para marzo no se registraba un alza del 30% en los subsidios se podía aplicar un ajuste. Hasta ahora los subsidios subieron un 17%, con lo cual se podría definir una nueva actualización.

   "Pero no tenemos en carpeta retocar la tarifa", agregó el funcionario.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias