"Mariano Macri es un hombre atravesado por el dolor", dijo Santiago O' Donnell, autor de "Hermano"

31/10/2020 | 15:48 |

El periodista consideró que el hermano menor del expresidente buscó dar "una versión distinta de su padre" a la que desde hace años Mauricio se empeña en difundir.

Santiago O'Donnell (Foto: Télam)

   El periodista Santiago O'Donnell mantuvo largas entrevistas con Mariano Macri, a quien describe como "un hombre atravesado por el dolor y la frustración" de no poder comunicarse con parte de su familia, lo que lo llevó a describir en el libro Hermano la trama de sociedades opacas y testaferros bajo la cual Mauricio Macri acumuló poder durante años hasta controlar en la actualidad el grupo empresarial Socma, fundado por su padre Franco.

   "Es una persona acorralada y con poco para perder, que describe cómo Mauricio Macri estuvo al frente de Socma y siguió haciendo negocios como presidente de Boca, jefe de Gobierno porteño e incluso en su rol de jefe de Estado", señaló O'Donnell en una entrevista con Télam sobre su interlocutor, con quien grabó cerca de 17 horas de conversaciones.

   Editor de la sección internacionales del diario Página/12, cronista con trayectoria en la prensa estadounidense y autor de varios libros, entre los que se destacan ArgenLeaks, la saga argentina de las filtraciones de la red WikiLeaks fundada por el periodista australiano Julian Assange, O' Donnell consideró que Mariano buscó dar en este libro "una versión distinta a la de su padre" a la que desde hace años Macri se empeña en difundir.

   —¿Por qué cree que Mariano lo eligió para contar esta historia?

   —Es una pregunta para él, que nunca me contestó directamente. Es un empresario importante que ayudó al desembarco del grupo de su padre en Brasil y lo acompañó en los negocios que hizo con China. A pesar de eso lo vi como un tipo sensible, que me habló con cierta candidez. No soy ingenuo como para considerar que me contó todo, pero con lo que me describió se retrató como un hombre atravesado por el dolor de no poderse comunicar con su familia, y sobre todo su hermano Mauricio. Es un relato sincero de un hombre muy acorralado, con muy pocas opciones y poco para perder.

   —El libro comienza con una suerte de catarsis, en la cual Mariano le habla a Mauricio, en el cual le dice que no le importó la angustia de su padre y la salud de su hija. Le recrimina haber dejado todo en pos de un proyecto de poder.

   —Sí, me sorprendió que le hablara de esa forma al grabador, como si lo tuviera en frente a su propio hermano. Ahí le dice que ambos son de 'galaxias distintas', lo que devela que hay una imposibilidad de comunicarse con su hermano. Es un clímax de la narración y es algo que está contado en el libro. En cada capítulo se aportan datos nuevos sobre los negocios de la familia y Mariano afirma cómo Mauricio condujo los negocios de Socma desde la presidencia de Boca, la Jefatura de Gobierno porteño e incluso la Presidencia de la Nación.

   —¿No cree que Mariano elabora una imagen un tanto ingenua sobre Franco, su padre?

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   —Creo que hace una defensa de su padre, es verdad, pero también lo critica como un hombre misógino. Pero nada contra la corriente instalada de un hombre oscuro, que hacia negocios poco claros con el Estado. Siente amor por su padre y quiere desterrar esa imagen construida durante años que pinta a Franco como malo y a Mauricio como bueno que se instaló en los últimos años. Para Mariano, Franco es un hombre que hizo cosas importantes, que dejó cosas muy positivas y quiere dejar de él ese legado. Ese fue una de las cosas que lo motorizó a darme este reportaje para este libro.

   —¿La enfermedad que sufrió una de sus hijas es otro de los motivos que lo llevaron a hablar?

   —Eso fue hace algunos años, y dudo que si su hija se hubiera recuperado él hubiera hablado. Mariano cuenta un proceso de disputas que comenzó hace 13 años, cuando sus dos hermanos mayores, Mauricio y Gianfranco, se enfrentan con Franco por las acciones de las empresas. En principio, Mariano se coloca en una postura equidistante, no toma partido, incluso su padre se lo recrimina llamándolo 'Poncio Pilato'. El cuenta que Franco tiene gestos de desprendimientos, pero que sus hermanos quieren cada vez más, lo que genera internas y conflicto al interior de la familia. Mariano les dice a sus hermanos que más allá de las opiniones de los gerentes, hay que cuidar al padre, darle amor. Es entonces emplazado a elegir. 'Estás como nosotros o con él (por Franco)', le dice Mauricio, y el contesta que no puede hacer esa elección.

   —En el libro se habla del rol clave que cumple Leonardo Maffioli, actual CEO de Socma, en esta disputa y muy cercano a Mauricio Macri.

   —Sí. En un momento, una de las condiciones que pone Franco para avanzar en el acuerdo es que haya consenso entre los hermanos y que Maffioli quede al margen. Mariano dice que sus hermanos no cumplen con ninguna de las dos cosas. Maffioli fue sostenido por Mauricio.

   —Al repasar el libro, se ven reiterados incumplimientos de Mauricio Macri para con Mariano, ¿cómo pudo llegar a ser presidente alguien que se comporta de esa manera?

   —Mariano cree que eso sucedió porque a veces los argentinos acostumbramos a comer vidrio, aceptamos a los ídolos con pies de barro porque tenemos la necesidad de creer de que algunas cosas mejoren y eso nos lleva a creer en cualquier cosa.

   —Mariano también dice que cuando se empieza a rascar aparecen testaferros por todos lados en la vida empresarial de Mauricio y que eso es parte de una forma de financiar su proyecto de poder.

   —La opacidad y los fondos negros en la política es algo que no voy a descubrir yo ni Mariano, quien sin embargo confronta esa actitud de Mauricio de decir siempre 'no tuve nada que ver', 'yo no fui' que estuvo siempre presente en su carrera como empresario y político. Esta forma de proceder se origina en las automotrices de la familia Macri cuando los gerentes se vinculaban con autopartistas con sociedades ocultas para darles contratos y comisiones. De esta práctica aprende Mauricio y luego aparecen Nicolás Caputo, su tío Jorge Blanco Villegas y su hermano Gianfranco, más algunos otros que no supo identificar. Recordemos que Isabel Menditeguy pidió en el juicio de divorcio con Mauricio que se conozcan los bienes de Caputo. Y en el caso de Jorge Blanco Villegas, tenemos el caso de un hombre casado, con una hija y un montón de sobrinos que le entrega como herencia la mitad de su fortuna a su único sobrino, que es Mauricio. Ese hecho Mariano lo explica en el libro a través de un testimonio.

   —Al comentar el libro dijo que la historia de los Macri parece una obra compuesto por William Shakespeare, pero son obras trágicas que siempre terminan mal.

   —Esta es una historia que terminó mal. Ahora hay que ver si sigue bien y se cierra con un final digno de Hollywood o Netflix. (Télam)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias