Sztajnszrajber: "Hay que entender el distanciamiento sin que implique la disolución del lazo social"

16/10/2020 | 14:35 |

"Ese es el gran desafío y donde estamos perdiendo la batalla", sostuvo el autor del libro "Filosofía a martillazos 2".

   Darío Sztajnszrajber se define como un emergente de Canal Encuentro, donde hizo el programa "Mentira la verdad", y quizás sea esa una de las maneras de presentarlo, esta vez para hablar de un libro como "Filosofía a martillazos 2" que vuelve a sus clases universitarias o disertaciones en centros culturales, con un trabajo de edición que cuida el registro de oralidad y desgrana en cinco capítulos las formas en las que habitamos el sentido común.

    Con la premisa de respetar el tono coloquial, Sztajnszrajber (Buenos Aires, 1968) trabajó en este libro editado por Paidós haciendo eje en cinco temas que dan nombre a cada capítulo: lo contemporáneo, la muerte, la amistad, el poder y el tiempo.

   Este segundo tomo de "Filosofía a martillazos" alumbra las preguntas por la forma en la que nos relacionamos con la vida en una sociedad que nos determina, pero también nos permite repensar cuánto de nuevo tiene este presente a la hora de hacernos esas preguntas.

   Sobre lo que nos inquieta de este presente, sobre cómo nos paramos frente a un tiempo que parece haberse transformado y sobre los aportes de la filosofía para resignificar registros, habló el autor.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   "Estaba leyendo 'La epidemia como política' de Agamben donde se pregunta por qué le decimos distanciamiento social a un distanciamiento físico si el distanciamiento físico es en la medida en que no circule el virus y no haya un contagio cuerpo a cuerpo. No es solo un distanciamiento físico porque detrás de una necesidad médica hay un aprovechamiento para seguir fustigando por la disolución del lazo social. El tema es cómo salirse de eso y entender la necesidad del distanciamiento físico sin que implique la disolución del lazo social", señaló.

   Y agregó que "ese es el gran desafío y donde estamos perdiendo la batalla. El distanciamiento físico parece que implica la construcción de un otro como enemigo permanente y constante. El gran desafío, para quienes creemos que la política es el encuentro con el otro, es doble porque a la cuestión propia de la pandemia se fue impregnando una idea de confinamiento más fuerte. El individualismo es una forma de confinamiento del sujeto en sí mismo y de negación del otro. La situación pandémica desplegó con mayor contundencia ese aspecto pero hay que trabajar para llevarlo a otro lado. Ahí hay un pendiente, algo perdido aún".

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias