Séptima baja del plantel

José Erik Correa no jugará más en Olimpo pese a que todavía no rescindió su contrato

14/2/2017 | 20:16 | “Si no quiere quedarse no podemos hacer nada, pero no se la voy a hacer fácil”, indicó el presidente aurinegro Alfredo Dagna.

Fotos: Facundo Morales y Archivo La Nueva.

Por Sergio Daniel Peyssé / speysse@lanueva.com

   Aunque todavía no arregló su salida oficial de Olimpo, José Erik Correa no entrenó hoy por la mañana junto a sus compañeros y dejó de pertenecer al plantel aurinegro, que ya sufrió 7 bajas y no sumó ninguna incorporación.

   El delantero cafetero no atendió su teléfono celular y esquivó hablar con la prensa, aunque ya tiene tomada la decisión de irse por una oferta que le llegó de Millonarios de Colombia, equipo de la Primera división de aquel país.

   Ahora, ¿puede marcharse sin rescindir el contrato laboral con Olimpo, que recién vence el 30 de junio de este año?

   “Trataré de ser claro: Correa no va a jugar más en Olimpo, pero no se la voy a hacer fácil. Si no hay una salida de común acuerdo, él no se puede ir a ningún lado, porque si se va hace abandono de trabajo y le puede caer una intimación y un juicio”, sostuvo el presidente olimpiense Alfredo Dagna.

   Y siguió: “Hasta que no hable conmigo, es jugador de Olimpo, aunque sino quiere quedarse no podemos hacer nada. Si se va a Colombia o a donde sea sin arreglar su salida de Olimpo, no va a poder jugar a nivel profesional”.

   “Por lo que me enteré, Millonarios lo pretende incorporar si es jugador libre, y como todavía pertenece a Olimpo, el club colombiano no estaría dispuesto a pagar por la rescisión de contrato. Y si no hay plata, no lo vamos a dejar ir así nomás”, declaró Dagna.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Mucho se habló de que Correa, para poder marcharse de Olimpo, iba a prescindír de cobrar la deuda que la entidad bahiense tiene con él, y de esa manera conseguiría interrumpir el contrato, que sería de común acuerdo entre las partes.

   Pero no, el titular aurinegro reconoció que al jugador sólo se le deben dos meses de sueldo y que ese dinero, comparado a lo que hay que pagar de rescisión, “es un vuelto”.

   “Si Millonarios lo quiere, que pague, firmamos y se va”, señaló Dagna, molesto con el manejo de la situación por parte de Correa, quien le mintió a la dirigencia, al cuerpo técnico y a sus propios compañeros.

   “Manifestó que se quería volver a Colombia porque su mujer extrañaba, que no se había adaptado a Bahía. Sin embargo, el viernes pasado me aseguró que se quedaba a pelearla, y tres días más tarde volvió a cambiar de parecer”, indicó Dagna.

   Antes de la práctica de ayer, el orientador Mario Sciacqua puso el grito en el cielo: “le conté al plantel cómo me mintió a mi y a todos, porque la semana pasada me dijo que tenía un problema familiar pero el viernes me llamó para avisarme que se quedaba”, le contó el entrenador a Aurinegro web.

   Sciacqua también se enojó con la conducta de Correa, quien ayer a la tarde, horas después de la práctica matutina de la que participó, estuvo en la sede del club intentando arreglar la interrupción de un vínculo contractual.

   En fin. La novela promete algunos capítulos más, pero lo real y concreto es que José Erik Correa, con contrato o sin contrato, no jugará más en Olimpo, y eso ya lo confirmaron el presidente y el DT.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias