Bahía Blanca | Domingo, 07 de agosto

Bahía Blanca | Domingo, 07 de agosto

Bahía Blanca | Domingo, 07 de agosto

Escenario político: empieza el armado en Bahía para el proyecto Milei 2023

El equipo del economista ya piensa en las elecciones nacionales del año próximo y ve terreno fértil para asentar una base en nuestra ciudad. Su principal armador nacional vino esta semana para ir preparando el desembarco. Además, el radicalismo también empieza a delinear su futuro.

Javier Milei

Maximiliano Allica / mallica@lanueva.com

   Mientras la interna del Frente de Todos sigue manteniendo en vilo al país hasta tanto se defina si hay fractura o se trata de un divorcio con cama adentro, otras fuerzas políticas no pierden el tiempo a la hora de potenciar sus armados. El 2023 es el objetivo y quienes no tienen responsabilidad de gobierno pueden usar toda su energía para llegar lo mejor parados a ese escenario, impredecible como pocas veces por la extrema volatilidad de la economía.

   La corriente que más creció en los últimos tiempos, desde la nada misma hasta los terceros puestos en 2021 en las dos Buenos Aires, son los libertarios, liderados en CABA por Javier Milei y en Provincia por José Luis Espert.

   Según una encuesta ampliamente difundida durante el fin de semana por medios nacionales, el fenómeno va en vías de consolidación. La consultora Opina Argentina determinó que, si hoy hubiera elecciones presidenciales, entre Juntos por el Cambio y el Frente de Todos se llevarían el 56% de los votos (30 y 26, respectivamente), a la vez que el tándem Milei-Espert recibiría un expectante 18% y el Frente de Izquierda se quedaría apenas con un 4%.

   Si esos datos son certeros, el liberalismo estaría evidenciando un claro avance, a la vez que el resto de las opciones un retroceso.

   Nunca está de más desconfiar de las encuestas. Depende dónde se hagan, cómo y, sobre todo, quién las pida, pueden moverse de un lado hacia otro. Pero en este caso permite ver una tendencia que en definitiva fue palpable el año pasado en las urnas.

   Y buena parte del apoyo recibido por Espert en territorio bonaerense se dio en Bahía Blanca, donde Avanza Libertad consiguió 2 bancas en el Concejo Deliberante, así como el electorado bahiense empujó fuerte para darle un escaño de la Sexta Sección en la Cámara de Diputados provincial. Milei no fue opción aquí porque compitió en Capital, pero el anecdotario electoral cuenta que en más de una mesa salió gente de los cuartos oscuros preguntando dónde estaban sus boletas.

   Gusten o no, es incuestionable que se convirtieron en dos personajes político-mediáticos de referencia y valga un ejemplo más. En 2018 Milei ofreció una charla en el Bahía Blanca Plaza Shopping donde estalló el auditorio. Ese día, la euforia del público provocó el asombro de uno de los cónsules extranjeros que había ido como invitado. Ante la cantidad de jóvenes que se le tiraba encima al economista para pedirle selfies, el diplomático comparó: "Parece Mick Jagger. No me imagino en mi país a ningún economista que se convierta en un rock star".


Javier Milei en Bahía, en 2018.

   El discurso libertario pegó hondo entre un sector medio y medio alto de la población que siente que los políticos tradicionales ya no dan respuestas y que forman parte de una "casta" perjudicial para el país. Pero no solo eso, el análisis mesa por mesa de los comicios 2021 demostró que ese discurso anti-política también tiene llegada en los sectores populares.

   Esta semana vino a Bahía Blanca el armador nacional de Milei, el legislador porteño Eugenio Casielles. Su visita tuvo poco ruido pero comenzó a sentar las bases para la construcción de un espacio que represente en nuestro distrito al actual diputado, al cual su entorno promueve para competir en las presidenciales del año próximo.

   El equipo de Milei sabe que en esta ciudad encontrará tierra fértil para su discurso. Es más, pese a que nunca lo confesará en público, algún conspicuo integrante amarillo del gobierno municipal simpatiza con ese perfil y le encantaría que se termine agregando a la alianza de Juntos por el Cambio para poder alinearse de manera abierta.

   Parte de lo que se sabe de la visita de Casielles es lo que no hizo. No mantuvo encuentros con ninguno de los concejales espertianos, Martín Barrionuevo y Valeria Rodríguez, ni visitó en su paso por Mar del Plata al diputado bonaerense por la Sexta, Guillermo Castello.

   Es importante recordar que Milei y Espert no llegaron a un acuerdo para armar un interbloque en la Cámara de Diputados de la Nación y, al menos por ahora, se mantienen por caminos paralelos. Pero es tanta la afinidad que resulta difícil imaginarlos por separado si realmente aspiran a construir una alternativa política competitiva.

   Casielles ingresó a la Legislatura porteña en 2019 como integrante de Consenso Federal, el partido que armó Roberto Lavagna para esas elecciones. ¿Será que hay un lavagnismo sin líder buscando un horizonte en distintos distritos de la Provincia de Buenos Aires? Es una posibilidad.

   De todos modos, hoy el armado se está apoyando en la estructura del Partido Libertario, presidido a nivel nacional por el empresario Nicolás Emma. Y, en su paso por Bahía, el armador de Milei ungió como referente a un hombre poco conocido en el microclima: Juan Francisco Obiol, hijo de un histórico dirigente peronista, el doctor Esteban Obiol.

   Según pudo averiguar La Nueva, pronto se conocerán más novedades. Habrá que esperar.


Lorenzo Natali y Héctor Gay.

   Otro espacio que se busca mantener en movimiento es el radicalismo. A Lorenzo Natali le consultaron sobre su potencial candidatura a intendente en 2023 y, en un alarde de sensatez, respondió: "No hay una gran abundancia de candidatos firmes, entonces las referencias que dan los resultados de las últimas elecciones obviamente hacen que mi nombre esté dando vueltas por ahí, por una cuestión estadística y de intención de voto".

   Acto seguido, enfatizó: "De todos modos, no me interesa el tema porque estoy trabajando en mi nueva función de diputado, tratando de concentrar toda la energía posible y para nada puedo estar ocupándome de una hipotética candidatura a la intendencia".

   Ni en el último de sus sueños el exlocutor había pensado en una carrera política de alto perfil hasta que Emilio Monzó le mostró una encuesta sobre su buena imagen, en julio pasado. Lo siguiente fue una candidatura en la UCR y un triunfo en las PASO para muchos inesperado, debido a que enfrente estaba la artillería electoral del Pro. Galán mató billetera.

   Hay una realidad. Para ganar una elección la gente tiene que conocer al candidato. En una ciudad como la nuestra, instalar un apellido no es fácil y resulta evidente que trabajar en los medios da ventaja.

   Esto plantea un dilema para Juntos de cara al año próximo. La mayoría considera que Natali no tiene formación para ser intendente, a la vez que otro famoso, el actual jefe comunal Héctor Gay, ya dijo que no quiere aspirar a un tercer mandato pese a que la reciente reforma de la ley se lo permite.

   La pregunta es qué pasará cuando se acerque el cierre de listas y las encuestas, que en definitiva son las que mandan, revelen que los exconductores de LU2 lideran todos los sondeos en nivel de conocimiento y el resto los sigue de muy lejos. Ya algunos fantasean, incluso irónicamente, con una primaria entre dos hombres que construyeron su carrera como compañeros de radio.

   Suena novelesco, pero quién sabe.


En los extremos, Emiliano Alvarez Porte y Gisela Caputo.

   Siguiendo con el radicalismo, por si fuera poco, rompió el silencio Emiliano Alvarez Porte. Finalmente comenzó a desentrañar los motivos de su alejamiento del gabinete municipal y lo hizo horas después de relanzarse a la arena política junto con el exministro vidalista, Cristian Ritondo, a quien definió como "el mejor candidato a gobernador que tiene Juntos".

   Ayer ese capítulo proselitista sumó una página, porque una dirigente que acompañó palmo a palmo a Alvarez Porte en su gestión como secretario de Seguridad de la comuna, la actual concejala Gisela Caputo, le hizo un guiño en el marco de los posicionamientos partidarios.

   "Alvarez Porte sería un buen intendente", se animó la edil radical.

   No todos en el comité piensan lo mismo, claro. Pero mientras ven cómo el Pro les cierra paso en Alsina 65 para completar los casilleros con toda tropa propia, van anotando y tejiendo.

   Es probable que se conozcan más opiniones partidarias en las próximas horas. Nunca está de más saber qué piensa la dirigencia sobre el futuro.