Bahía Blanca | Lunes, 22 de abril

Bahía Blanca | Lunes, 22 de abril

Bahía Blanca | Lunes, 22 de abril

Netflix amplía su catálogo y suma "Sex and the city" tras un acuerdo con Warner Bros

La aclamada serie se suma al extenso repertorio de la plataforma prometiendo revivir la fascinación y diálogos sobre femineidad y moda.

Carrie Bradshaw y sus amigas navegan por la vida y el amor en Nueva York

Netflix y Warner Bros Discovery han consolidado un importante pacto para la distribución de la serie Sex and the city, lo que promete ampliar el acceso a esta aclamada producción más allá de los Estados Unidos y ciertos países europeos, llegando también a audiencias en Latinoamérica. Este acuerdo incorporará los 94 episodios a la biblioteca de Netflix a partir de hoy, 1 de abril de 2024, marcando un hito significativo en la oferta de contenido de la plataforma.

La serie, creada por Darren Star y basada en la obra literaria de Candace Bushnell, ha sido crucial en la narrativa televisiva de las décadas pasadas por su enfoque innovador y audaz en temas de independencia femenina y sexualidad. Sex and the city no solo ha entretenido, sino también generado discusiones profundas sobre las realidades y expectativas sociales que enfrentan las mujeres. A través de las vivencias de Carrie Bradshaw (Sarah Jessica Parker) y su círculo de amigas, la serie exploró la amistad, el amor y la autonomía personal. Con su marcado énfasis en la moda, dejó una huella indeleble siendo referente estilístico de la época, destacando marcas como Manolo Blahnik o Fendi.

El personaje de Carrie, una columnista estadounidense, obtenía la inspiración para sus artículos a través de las vivencias amorosas de su círculo cercano y de sus propias experiencias con diversos intereses románticos. Este retrato de la vida moderna y los dilemas amorosos se convirtió en el centro de Sex and the city.

El equipo central de la trama se conformaba por Carrie y sus tres incondicionales amigas: Miranda Hobbs, interpretada por Cynthia Nixon, una abogada con una visión pragmática de la vida; Charlotte York, bajo la actuación de Kristin Davis, una idealista corredora de arte en busca del amor verdadero; y Samantha Jones, encarnada por Kim Cattrall, una audaz y exitosa relacionista pública conocida por su libertad sexual y grandes ambiciones. Estos personajes interconectados trajeron a la pantalla una mezcla de triunfos y desafíos que resonaron profundamente con la audiencia, explorando temas de amistad, amor, carrera profesional y la búsqueda de la felicidad en una metrópolis que nunca duerme.

Gracias a su complejidad y la autenticidad de sus personajes, Sex and the city no solo contribuyó significativamente a la carrera de Sarah Jessica Parker, sino que también dejó una marca en la cultura popular, inspirando diversas adaptaciones y continuaciones. La serie se convirtió en un espejo de las preocupaciones, desafíos y logros de una generación.

En el transcurso de los años, la serie ha sido objeto de análisis y referencia por su influencia en la representación de la mujer moderna y su contribución a las discusiones sobre temas contemporáneos, desde el empoderamiento femenino hasta la complejidad de las relaciones personales en el siglo XXI. Aún hoy sigue siendo relevante en las conversaciones sobre los derechos de las mujeres, la sexualidad y la amistad, demostrando su impacto perdurable en la sociedad.

A lo largo de sus seis temporadas, emitidas entre 1998 y 2004, ha acumulado múltiples reconocimientos, incluyendo siete premios Emmy y ocho Globos de Oro. A pesar de incluir todas las temporadas en este acuerdo de distribución, las dos películas derivadas y la secuela And Just Like That... continuarán siendo exclusivas de Max.

Esta iniciativa de Netflix forma parte de una estrategia más amplia para enriquecer su catálogo incluyendo contenido previamente emitido por HBO, tales como Insecure, Hermanos de sangre (Band of brothers) y True Blood, entre otros. Según datos de Variety, el gigante del streaming cerró el año 2023 con 260 millones de suscriptores, consolidando su posición líder en el mercado.

Este movimiento refuerza la tendencia de las plataformas digitales por ofrecer un contenido diverso que respalde las preferencias variadas de su audiencia global. La inclusión de Sex and the city en Netflix no solo apunta a atraer a los seguidores de larga data, sino también a las nuevas generaciones, deseosas de explorar producciones icónicas que han definido el panorama televisivo moderno. (Infobae)