El Batallón 27 de Don Bosco busca donaciones para seguir dejando "Huellitas" solidarias

6/6/2020 | 10:00 |

El comedor ubicado en Loma Paraguaya asiste a más de 30 familias con distintas necesidades. Todos podemos ayudar con alimentos y ropa de abrigo.

Laura Gregorietti

lgregorietti@lanueva.com

 

   En el marco de una realidad que apremia y ajusta los cinturones cada vez más para los que menos tienen, el comedor Huellitas representa un alivio para una creciente cantidad de familias que no pueden cubrir sus necesidades básicas.

   Por tal motivo, los lunes, miércoles y viernes se elaboran en la sede de Ingeniero Luiggi 2577 cenas y los martes y jueves, meriendas.

   "Semana a semana es más la gente que se suma buscando alimentos y ahora, ropa de abrigo. Por eso la Comunidad de Soles de los Exploradores de Don Bosco del Batallón 27, que colabora con el comedor, solicita a la comunidad bahiense la donación de ciertos elementos y alimentos no perecederos como puré de tomate, harina, aceite, fideos, leche, ropa de abrigo y elementos de limpieza", contó Agustín Vernieri del Batallón.

   Según contó Daniela Canevari, a cargo del merendero, están repartiendo unos 8 kilos de leche y unos 40 paquetes de fideos a las más de 120 personas que se acercan a retirar su vianda de comida.

Daniela Canevari, del Merendero Huellitas

   "Por esta situación de la pandemia la gente viene con su tupper y nosotros les damos la comida para que ellos coman en sus casas. Nos cuidamos y los cuidamos a ellos porque entre la cantidad de gente que se acerca hay muchos ancianos y niños", destacó.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Los alimentos y todo lo que proveen a las personas que vienen a buscar su comida, provienen de donaciones.

   "De ninguna manera tenemos los medios para comprar la cantidad de cosas que necesitamos. Todo lo dona la gente, la delegación está ausente, al igual que el Municipio", aclaró.

   Muchas veces Daniela no cuenta con un pedazo de carne para ponerle al guiso por lo que cocinan con menudos y rancho de pollos.

   "Tratamos de sacar lo que no sirve y se lo damos a los perros que hay abandonados en el lugar, que son un montón. Más de una vez me largo a llorar porque la realidad es que no llegás para darles a todos, pero es todo lo que podemos hacer, ya que insisto, la Delegación y la Municipalidad están ausentes acá y jamás han venido, solo promesas".

   Entre promesas vacías que van y vienen, la olla hay que llenarla y para cocinar, también se necesita el gas.

   "Para que te den un vale de garrafa tenés que hacer un curso y siempre terminamos comprándola entre todos. Antes la pagaba yo, pero ya no puedo costearla y me ayudan los chicos del Batallón y como estamos acostumbrados a cocinar afuera, con ollas de 100 y 75 litros, prendemos un fuego y lo hacemos ahí porque no podemos arriesgarnos a quedarnos sin gas en medio de un tuco, por ejemplo, ya que la garrafa es una y la cuidamos mucho".

   La gente que esté en condiciones de colaborar podrá llamar al 291 439-2161, teléfono de Daniela Canevari.

Los chicos del Batallón

   Un grupo de aproximadamente 20 chicos de entre 18 y 28 años son los que colaboran con la gente del merendero de Loma Paraguaya.

   "La comunidad de Soles del Batallón 27 de Don Bosco la integran los chicos de la última etapa de exploradores, que se llama etapa de perfeccionamiento y servicio, es por eso que el lema que los representa es "Siempre listos para servir".

 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias