Podría faltar cereal en el puerto de Bahía por la gran bajante del Paraná

22/5/2020 | 12:00 |

Los barcos que llegan de la Hidrovía vienen con mucho menos cereal y deben completar mayor cantidad en los muelles locales. Hay una gran demanda.

Adrián Luciani

aluciani@lanueva.com

 

   Pese a que el  ferrocarril está trabajando como nunca lo hizo en los últimos años y más de 1.300 camiones llegan todos los días, es posible que en los próximos días falte cereal en el puerto de Bahía Blanca.

   La situación resulta consecuencia directa de la bajante histórica que afecta al río Paraná y que obliga a los buques cerealeros a salir de la Hidrovía con mucha menos carga.

   Esto hace que el habitual proceso de completamiento de esos buques en Bahía Blanca o Quequén deba ser reforzado con más cereal.

   Como informó La Nueva el sábado pasado, normalmente se trata de buques que al no poder salir cargados a tope del Paraná deben completar sus bodegas en Bahía Blanca, cargando entre 22 mil y 24 mil toneladas de cereal.

   Ahora, por el bajo calado de la Hidrovía cargan unas 30 mil toneladas, es decir, entre 6 y 8 mil toneladas adicionales, aunque para eso se necesita más cereal y todo hace prever que la fuerte demanda se extenderá algunos meses más porque las perspectivas de una rápida recuperación del Paraná son escasas.

   El panorama hizo que el puerto local comenzara la ampliación de su hinterland, captando despachos de granos desde un área mayor.

   “Ya están apareciendo viajes en camión a Bahía Blanca desde Junín que nunca tuvimos por la distancia. Hasta Rosario desde Junín son 200 kilómetros y sale la tonelada $1.091, mientas que hasta Bahía Blanca son 600 kilómetros a un costo de $2,413 la tonelada.  Para distancias más largas, el camión ya no es económicamente viable”, dijo Ramón Jatip, presidente de la Confederación Argentina de Transporte Automotor de Cargas (CATAC), en declaraciones al diario El Cronista.

   De todas formas para grandes distancias como son las que separan al área de Rosario con Bahía Blanca, el ferrocarril sigue siendo imbatible, de ahí la importancia de recuperar en plenitud el antiguo ramal Rosario – Puerto Belgrano – Ingeniero White.

   “También sucede que hay empresas que son renuentes a despachar un camión nuevo cuando quizás tenga dos o tres esperando en una cola. Además hay camioneros que no quieren hacer viajes largos y priorizan los cortos en el norte, por eso cuesta un poco más conseguir camiones”, señalaron las fuentes consultadas.

 

Problemas en el norte

 

   La bajante del Paraná  ha generado graves problemas logísticos y pérdidas por más de 240 millones de dólares entre marzo y abril en el área portuaria del Gran Rosario.

   Desde marzo 510 buques han tenido problemas para trasladar la carga desde los puertos del Gran Rosario que, con 30 pies de profundidad, se perdieron de cargar casi 10 mil toneladas.

   Se espera que este fin de semana al menos llegue a la provincia de Corrientes el caudal liberado el lunes pasado por la represa de Itaipú, medida acordada por Brasil y Paraguay y que servirá como paliativo a la navegación.

   De hecho días atrás 150 barcazas paraguayas cargadas con soja salieron de su varadura emprendieron viaje hacia puertos santafesinos.

   Un reciente informe del Instituto Nacional del Agua (INA) señala que la histórica bajante actual del río Paraná no tiene correlato contemporáneo y no se registraron valores similares durante abril desde hace más de 130 años.

   "Casi toda la cuenca de aporte al río Paraná Medio registró lluvias inferiores a las normales durante abril. Persiste la marcada situación de estiaje en los cursos que aportan al río Paraná, lo que no permite aliviar la tendencia descendente debida a la disminución de caudal desde las altas cuencas", agregó.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias