Olimpo: 20 años del ascenso a la B Nacional y una fiesta inolvidable

Se juntó el plantel de 1996

Olimpo: 20 años del ascenso a la B Nacional y una fiesta inolvidable

12/9/2016 | 23:04 | Homenaje, cena, medallas y emociones al por mayor en el quincho del club.

Fotos: Emmanuel Briane y Archivo La Nueva.

Por Sergio Daniel Peyssé / speysse@lanueva.com

   Estuvo todo permitido: emociones, cánticos, lágrimas y anécdotas hasta altas horas de la madrugada. El sábado fue un día muy especial para los ex jugadores de Olimpo que, el 7 de agosto de 1996, consiguieron el ascenso a la B Nacional, el segundo en la vida institucional del aurinegro.

   A la tarde, parte de ese plantel dio una vuelta olímpica simbólica en el estadio Carminatti, en el entretiempo del cotejo que sostuvieron Olimpo y Lanús por el torneo de AFA.

   Mientras que en la pantalla gigante un video de 7 minutos entretenía a los hinchas, los jugadores, encabezados por el capitán Horacio Grecco, fueron recibidos y despedidos por una ovación y un cerrado aplauso.

   El plato fuerte llegó a la noche, en el fogón ubicado sobre calle Chile, pero con entrada por avenida Colón, en el fondo del estadio Carminatti. Daniel Marchegiani, secretario deportivo del club, tuvo la idea, convocó a los futbolistas y la comisión directiva lo respaldó organizando una cena amenizada por distintos números artísticos, con la única idea de agasajar a aquel plantel compuesto por 25 jugadores y orientado por Luis Alberto Díaz.

   Para refrescar la memoria: En la temporada '95-'96, Olimpo no había podido llegar a la B Nacional, pero la AFA llevó a cabo una reestructuración a nivel nacional y le otorgó una plaza a la Liga del Sur para el certamen '96-'97 de la segunda categoría del fútbol argentino. La casa madre del balompié local decidió que los equipos que venían interviniendo en el Torneo Argentino A, Olimpo y Villa Mitre, jueguen una final al mejor de tres partidos para definir al representante de la Liga del Sur en ese certamen de la B Nacional.

   El primer “chico” tuvo lugar en el escenario aurinegro y fue triunfo local por 1-0 (gol de Mario Alvarez), en el segundo, disputado sobre el césped de El Fortín, la Villa se impuso 2-1 (tantos de Ariel Amaya, de penal, y de Higuaín, para el tricolor; y de Renato Cisneros para Olimpo), y en el definitorio, en cancha de Liniers, Olimpo venció 2-0 con conquistas de Horacio Grecco y el “Cota” Alvarez.

   De aquella plantilla, recordada por todos los seguidores olimpieneses, se hicieron presentes en el homenaje el arquero Walter Sarti, los defesores Grecco, Adrián Marfil, Néstor Comino y Gastón Sancho; los volantes Gerardo Solana, Renato Cisneros, Sandro Novaresse, Julio Morán, Silvio Mosconi y Sergio Tassara; y los atacantes Marcelo Fabio Nissi y Mario Alvarez.

   Junto a ellos estuvieron el DT Luis Díaz, el “Profe” Gustavo Marcelino y el masajista Reynaldo Mardones.

   Uno a uno fueron pasando cuando eran anunciados por el presentador Fernando Renetería, y todos recibieron el libro del centenario y una medalla recordatoria por los 20 años de haber llegado a la gloria.

   El lapridense Mario Fernández estuvo en el reconocimiento de la tarde pero no en la cena y, entre otros, faltaron Spallanzani, José Luis Quijano, Marcelo Robledo, Fernando Troyansky y Gustavo Echaniz.

El partido de la definición

Villa Mitre (0): D. Fernández; Boggio, Coronel (capitán), Higuín, M. Martínez; Hidalgo, Ochoa, Wentland (68m. Maisterrena); D. Paz y A. Amaya. DT: Néstor Santanafessa.

Olimpo (2): Spallanzani; M. Fernández, Grecco (capitán), Marfil, Troyansky; Solana, Morán, Novaresse, Cisneros (64m. Comino); M. Alvarez (72m. Mosconi) y Nisi. DT: Luis Díaz.

PT. Goles de Grecco (O), a los 18m.y M. Alvarez (O), a los 37m. A los 22 fue expulsado Higuaín (VM).

ST. No hubo goles. A los 47m. Fue expulsado Ochoa (VM).

ARBITRO. Juan Carlos Rodríguez Rojas.

CANCHA. Liniers.

RECAUDACIÓN. 45.667 pesos.

PÚBLICO. 14.885 personas.

La voz del capitán

   “El gol que hice en la final fue el más importante de mi carrera. Siempre viví en Buenos Aires, pero estuve en Bahía casi cinco años y me identifiqué plenamente con la ciudad y con el club. A mi, Olimpo me marcó para siempre”, sostuvo, con los ojos llenos de lágrimas, Horacio Grecco, o el “Narigón” para los más íntimos.

   “Estoy en mi negocio (es restaurador de muebles antiguos en el barrio porteño de Flores) y, cuando hablo de fútbol con alguien, me recuerdan aquel logro de Olimpo. El favorito a conseguir el ascenso era Villa Mitre, nosotros veníamos muy mal, bajoneados por haber quedado eliminados en la temporada anterior. Pero fuimos a concentrar a Fortín Merecedes, nos hicimos fuertes como grupo y conseguimos un ascenso histórico", agregó el 2 y referente de aquel plantel.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias