Es de Hilario Ascasubi

La historia de Joaquín: vecinos le donaron un changuito para que pudiera ir al médico

21/9/2021 | 06:30 |

Es hijo de Norma Tulis y Juan Leguizamón, tiene un año y 4 meses y pesa 22 kilos. Sus padres no podían cargarlo en brazos para llevarlo a la consulta. Vecinos de Buratovich le consiguieron un carrito. Los médicos buscan un diagnóstico para su obesidad.

Tiene una año y cuatro meses y le realizan estudios para llegar a un diagnóstico.

   Anahí González Pau
   agonzalez@lanueva.com

   Desde que le donaron un changuito la calidad de vida de Joaquín Leguizamón, un niño de un año y cuatro meses que tiene sobrepeso, mejoró. Ahora puede salir de casa y pasear por Hilario Ascasubi, pueblo en el que vive con su familia, y también hacer las visitas al médico, algo que cada vez se les complicaba más a los padres, quienes ya no podían cargarlo en brazos.

   Nació con 5 kilos y hoy pesa 22, y en cada control sube más y más. Por ello, la pediatra Silvana Haag determinó que era importante que lo revisara un endocrinólogo, para poder establecer las causas de su obesidad y así abordar un tratamiento. Por el momento, no se sabe si este aumento de peso constante es producto de la falta de un plan de nutrición adecuado o si tiene otro origen.

   Marta Oyón, de Mayor Buratovich, periodista con larga trayectoria en la zona --candidata en las PASO junto a Raúl Mujica-- y gran conocedora de los pueblos de Villarino, fue el puente para que más personas conocieran la historia de Joaquín y le dieran una mano.

   "Al nene se le había troto el carrito. Una vecina de Ascasubi me escribió para contarme la situación. Los papás no tenían modo de sacarlo de su casa, ni llevarlo a ninguna parte, incluido el tratamiento médico, porque debido a su gran peso, era muy dificultoso”, contó.

   Compartió este información en las redes y en pocas horas ya había 12 personas ofreciendo changuitos para Joaquín. Eligieron uno y Marta se lo llevó personalmente a la familia.

   La felicidad en el rostro de Norma, la mamá del chiquito y los aplausos del nene al recibir este medio de transporte, expresan la capacidad para valorar aquellas cosas que quizás en otras familias se dan por sentado.

    “Gracias por regalarle el carrito a mi nene, le hacía mucha falta. Estamos medio mal porque yo alquilo y no tengo para pagar”, dijo la mujer, de 33 años, a quien le gustaría aprender a leer y escribir.

   La familia vive en una casa precaria, que apenas alcanzan a alquilar. Este hogar no tiene gas ni agua corriente. El agua que usan la obtienen del baño.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

    Se calefaccionan a salamandra, pero cuando no consiguen leña pasan frío.

   Si bien Joaquín debería alimentarse con frutas, verduras y yogurt, según contó la mamá, son pocas las veces que el dinero alcanza para hacer estas compras. De hecho, algunas noches, Norma y su bebé se van a dormir sin comer. 

   Juan Leguizamón, el papá del pequeño, trabaja haciendo changas en el campo.

   Joaquín no tiene cama, colchón ni sillita de comer. Su mamá le guarda ropa en una cajita, porque no tienen ingresos para comprar un placard.

   Para la familia es muy dificultoso comprar pañales (el nene usa tamaño XXG, para más de 13 kg). 

   "Me mandaron a Bahía para hacer un estudio a Joaquín y no puedo viajar. Se me complica todo. Me van a avisar cuando tenga que llevarlo otra vez a hacer el control”, contó Norma haciendo evidente su preocupación por la falta de recursos para movilizarse hacia el Hospital Penna.

   La doctora Silvana Haag, pediatra que atendió a Joaquín comentó que realizó estudios, aunque aún no tiene el diagnóstico y está esperando la derivación médica para cotejar la información obtenida con aspectos endocrinológicos.

   De todos modos, recordó que sus papás son de gran contextura y que se trabajó con ellos en pautas alimentarias, algo que cuesta mucho en una comunidad en las que a veces es difícil incorporar los alimentos más nutritivos y cambiar hábitos y costumbres.

   Joaquín tiene su carrito, pero necesita una mano más para mejorar su calidad de vida, obtener un diagnóstico y contar con los recursos que requiera para iniciar el tratamiento que se le indique.

   Quienes sean de la zona y quieran colaborar de alguna manera comunicarse al 291536 3950 o al 291 4134476.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias