Separan a tres gendarmes por "bailar" a dos jóvenes que violaron la cuarentena en la villa 1-11-14

26/3/2020 | 13:08 |

Otros cuatro miembros de la misma fuerza son investigados por difundir por el altoparlante de un patrullero el audio de una película que alentaba a cometer delitos.

   Tres gendarmes fueron separados de sus funciones acusados de abuso de autoridad por haber obligado a caminar en cuclillas hasta sus casas a dos jóvenes que violaban el aislamiento obligatorio por el coronavirus en la villa 1-11-14 del barrio porteño de Flores, informaron hoy fuentes del Ministerio de Seguridad nacional.

   En tanto, otros cuatro miembros de la misma fuerza son investigados por difundir por el altoparlante de un patrullero el audio de una película que alentaba a cometer delitos, en el partido bonaerense de La Matanza.

   El primer hecho, dado a conocer en las últimas horas por la viralización de un video en redes sociales, ocurrió el domingo, cuando una cuadrilla de la Gendarmería Nacional (GN), que tiene un puesto de control en uno de acceso a la villa 1-11-14, realizaba un control para que los vecinos respetaran el aislamiento dispuesto por el Gobierno Nacional.

   Según lo reconstruido por las autoridades y lo que se ve en las imágenes viralizadas, tres gendarmes sorprendieron en la calle a dos jóvenes y los obligaron a caminar en cuclillas, con las manos en la nuca y con un perro que les ladra, ante la mirada de otros vecinos que filmaron la secuencia y luego lo denunciaron subiendo el video en diferentes redes sociales.

   Según los voceros, el video llegó a las autoridades del Ministerio de Seguridad de la Nación, que a través del subsecretario de Control y Transparencia Institucional, Esteban José Rosa Alves, le ordenaron a la cúpula de la GN una investigación interna.

   El subdirector nacional de la GN, Javier Alberto Lapalma, ordenó el pase inmediato a disponibilidad con inicio de actuaciones disciplinarias para los tres gendarmes que fueron identificados en ese video, según confirmaron a Télam fuentes del ministerio.

   El otro episodio ocurrió el domingo pasado por la noche cuando un vecino de la localidad bonaerense de Isidro Casanova, partido de la Matanza, grabó desde el balcón de su casa el paso de una patrulla de GN emitiendo por el altoparlante un audio de la película La Purga ("The Purge", 2013), en el que se alentaba a la población a salir a cometer delitos.

   "Esto no es una prueba. Este es un sistema de transmisiones de emergencia anunciando el inicio de la depuración anual, sancionada por el gobierno. Se autoriza el uso de armas de clase 4 e inferiores durante la depuración", dice al inicio el mensaje.

   Y continúa: "Al sonar la sirena, todo y cualquier delito, incluido el asesinato, será legal durante 12 horas continuas. Los servicios policiales, de bomberos y médicos de emergencia no estarán disponibles hasta mañana a las 7 AM, al concluir la depuración".

   En otra nota —a la que tuvo acceso Télam—, el subsecretario Rosa Alves le exige a Lapalma una nueva "investigación administrativa" por este episodio, al considerar el audio como "un contenido susceptible de infundir un temor público o suscitar tumultos o desórdenes".

   Es que, según afirma, en dicho audio "se incita a la población a cometer robos y homicidios entre las 12 y las 7 de la mañana; y se comunica que, con aprobación del gobierno, se pueden portar armas y que nadie será detenido por robar o matar antes de que amanezca.

   En este caso, como solo había dos móviles de GN recorriendo esa noche la zona, fueron relevados preventivamente de sus cargos los cuatro efectivos que estaba a bordo mientras se trabaja para identificar a los dos responsables. (Télam y La Nueva.)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias