Bahía Blanca | Sabado, 25 de mayo

Bahía Blanca | Sabado, 25 de mayo

Bahía Blanca | Sabado, 25 de mayo

¡Drama en el Casanova! Victoria con sufrimiento para el Tifón y dura caída de Neri

Una de cal y otra de arena para la mucha afición del boxeo presente en el "Bahía contra todos". 

Fotos: Rodrigo García- La Nueva.

Noche cargada de dramatismo y emociones en el Osvaldo Casanova de Estudiantes, donde los aficionados del boxeo de nuestra ciudad sufrieron y festejaron en cuestión de minutos a la par de los dos máximos exponentes de los guantes en la actualidad.

Suerte dispar para Gerardo Vergara y Neri Muñoz en la tan esperada velada "Bahía contra todos"; el gran evento boxístico organizado por Tello Box y Sampson Boxing, y televisado por TyC Sports, que los vio a ambos reencontrarse con su parcialidad.

La alegría llegó de la mano del Tifón, quien, con más coraje que brillo boxístico, pudo retener su cinturón argentino mediano y coronar su cuarta defensa del cetro, logrando además su 19º triunfo como boxeador profesional (12 KO).

Vergara no la tuvo fácil. Por el contrario, el peleador local fue al suelo en el segundo asalto y tambaleó durante unos cuantos segundos en una esquina ante Diego Fabián Martínez, de 25 años, decidido a terminar de derrumbar las esperanzas locales (ver abajo).

Sacando fuerzas de flaqueza, el Tifón se recompuso en cuestión de segundos y le devolvió gentilezas al mendocino, quien también besó la lona a segundos del cierre de la segunda vuelta, luego de una veloz y potente mano volada. 

En el tercer round, en lo que ya se asemejaba a una pelea barrial, el visitante acusó un calambré en una de sus piernas y volvió a tocar el suelo; circunstancia aprovechada a la postre por Vergara para ponerle punto final al pleito y firmar una sufrida victoria.

Minutos antes, el estadio quedó enmudecido ante la inesperada y dura caída del también bahiense Neri Muñoz, quien volvía a pelear en la ciudad tras cuatro años, buscando quedar bien posicionado para ir detrás del cinturón argentino Superligero.

Pero la ilusión de El Ungido, sorprendentemente, duró un round y medio. Tímido en sus movimientos y golpes, Neri quedó sin respuestas ante el bonaerense Elias Mauricio "El Martillo" Haedo, de 25 años, el artifice del gran batacazo de la noche.

El primer round fue un atisbo de lo que sucedería luego; Haedo salió decidido a tomar el centro del ring y controlar el ritmo de la pelea, lanzando golpes y sosteniendo un intenso ritmo físico, contra un Muñoz prácticamente inactivo. 

Un cortito de izquierda y una certera derecha al mentón, en los primeros segundos de la segunda vuelta, dejó atónito a la multitud presente y masticando bronca a Muñoz, quien, a pesar de intentarlo (se puso de pie), no logró recuperarse de semejante sacudón. 

Allí tomó partido el árbitro de turno, decidiendo interrumpir el conteo y frenar automáticamente el combate, dado que el semblante del púgil local no evidenciaba 100% de lucidez. 

Duro simbronazo para el joven peleador de nuestra ciudad, campeón latino Superligero de la FIB (13 victorias y 2 caídas), visiblemente afectado por el traspié, el cual pone un manto de interrogantes a su ascendente carrera boxística.

Atractivo aperitivo

Los combates preliminares no defraudaron y dejaron la mesa servida con todos los comensales ansiosos tras semejante previa de golpes y nocauts. 

La primera escena espectacular tuvo como protagonista al santafesino Ivan Ricardo Actis, cuyo zurdazo letal todavía retumba en la mente del bonaerense Lautaro Daniel Estigarribia; triunfo que le permitió estirar su invicto a cuatro triunfos (3 KO).

Luego fue el turno del bahiense Matías Gabriel Martínez, el encargado de subir fuerte el aplausómetro del Casanova tras vencer antes del límite al cordobés Axel Fernando Alanis, consiguiendo así su segundo éxito en el profesionalismo.

Finalmente, el oriundo de General Villegas, radicado en nuestra ciudad, Brian "Mojan" Farías, no quiso ser menos y también se anotó un gran nocaut, derrotando en el segundo round al mendocino Brian Exequiel Martinez.