Una estación para Guillermo White

3/6/2019 | 14:39 |

Mario Minervino / mmainervino@lanueva.com

Hace 120 años, en junio de 1899, el presidente de la República, general Julio Argentino Roca, firmó el decreto por el cual la estación ferroviaria El Puerto pasó a llamarse Ingeniero White.
A los 45 años de edad, el ingeniero civil Guillermo White llevaba tres años como máxima autoridad del Ferrocarril del Sud (FCS) en nuestro país. 
El cargo le fue ofrecido por esa empresa inglesa tras renunciar al cuerpo de ingenieros de la Nación, en solidaridad con su superior, el ingeniero Luis Huergo, también dimitente, luego de que el gobierno nacional rechazara el proyecto, por ellos elaborado, para el puerto de Buenos Aires, privilegiando el presentado por el empresario Eduardo Madero. 
Una de las primeras obras trascendentes del Ferrocarril del Sud bajo la gerenciamiento de White fue la extensión, en 1899, de las vías desde nuestra ciudad hasta Neuquén. 
La obra fue considerada estratégica para la defensa de las fronteras, ante los delicados conflictos que por aquel entonces existían con Chile.
Fue durante la inauguración de esa línea, el 31 de mayo de 1899, cuando, de regreso a la Capital Federal, parte de la comitiva, organizada en tres trenes, se detuvo en la estación El Puerto, frente a la ría bahiense. 
Allí, luego de una comida y un brindis, el presidente Roca decidió reconocer el esfuerzo de la empresa británica, modificando el nombre de esa parada por el de Guillermo White, que se hallaba presente en ese momento. 
Pocos días después, firmó el decreto que dio forma legal a la designación.
A partir de esa decisión, el nombre de Ingeniero White se extendió al pueblo y al puerto, dando lugar al gentilicio “whitenses” a todos los nativos del lugar.
White, nativo de Dolores, falleció en Mar del Plata en 1926.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias