Bahía Blanca | Viernes, 12 de abril

Bahía Blanca | Viernes, 12 de abril

Bahía Blanca | Viernes, 12 de abril

Imágenes: ¿Viste todo lo que pasó anoche entre Pacífico y 9 de Julio?

La historia del clásico de barrio, que terminó con el verde campeón de Segunda en el básquetbol local.

El Norberto Tomás estuvo a pleno. Fotos: Tomás Bernabé-La Nueva.

Twitter: @rodriguezefe

Instagram: ferodriguez

 

La sana rivalidad de Pacífico y 9 de Julio completó anoche una de sus páginas más relevantes, con el triunfo del verde, en el quinto partido de la serie final del torneo de Segunda.

Cada capítulo fue resultando más atractivo, hasta llegar al último, cargado de emotividad por el contexto que se generó a través del tiempo.

El cartel de entradas agotadas desde el mediodía en la sede de Castelli y Charlone, no hacía más que anunciar lo que sería por la noche el Norberto Tomás, que estuvo colmado, con aproximadamente 1.500 espectadores.

Bien divididas las parcialidades, resultó una verdadera fiesta del básquetbol, colorida, digna de destacar por el comportamiento, esta vez, de todos.

De un lado y del otro cantaron y disfrutaron, a favor del verde o de Nueve.

El partido fue muy parejo, cambiante. Se jugó como lo muestra Pomar Garbarino subiendo ante Cristian Biesterfeld. Se sintió, como en la emblemática imagen en la pared del fondo con Polo De Lizaso y Lito Fruet.

Cada corrida parecía interminable.

Cada punto desahogaba.

Se celebraba.

Ilusionaba...

Hubo algunas definiciones limpias, claras, contundentes. Como esta de José Gutiérrez llegando al corazón de la defensa.

También de las otras, que generaron alguna duda. Aunque la terna arbitral estuvo firme y a la altura de las circunstancias.

Y como se transmitió en vivo por el canal oficial de la ABB y se reprodujo por La Nueva Play, los árbitros se apoyaron en el monitor para quedarse absolutamente tranquilos de lo que habían pitado.

Igual, Alejandro Ramallo no se puso para nada nervioso. Si tendrá de estas batallas el Negrito...

El que lo vivió con mucha tensión fue Andrés Iannamico, el DT que tuvo que laburar para cambiar la cara de sus jugadores en un momento del partido.

Nueve dominaba en el primer tiempo. Estaba firme.

En el complemento Juan Cruz Redivo activó la zurda. Y el verde pasó al frente.

9 de Julio lo sufría. Un parcial de 22-6 le costaba la máxima diferencia. Se quedaba sin respuestas Emiliano Roldán.

Hasta que apareció Lucchetti con un par de corajeadas. Y Nueve revivió.

Pero el verde tenía un regalito de cumpleaños para Juani Iturralde (sentado junto a su hija, con la camiseta verde). ¿Qué era...?

...un triple de Bautista Olivera...

...e inmediatamente otro.

Fue el comienzo del final.

El que removió sentimientos entre amigos, como Branco Salvatori y Facundo Watson.

El que le dio revancha a un jugador como Pomar Garbarino, tras un pobre final en Primera y a un golpeado Iannamico.

El que generó alivió en la dirigencia que trabaja día a día, como lo refleja su presidente Walter Iozzo, con la copa.

El que vistió de verde el Norberto Tomás.

El que demostró que más allá de la rivalidad, todo puede terminar en una fiesta, dentro de un marco de respeto, asumiendo la derrota como Emiliano Roldán y sus jugadores, que cruzaron a saludar.

En definitiva, el que sirvió para llevarse a las vitrinas de Castelli y Charlone otra copa de campeón.

¡Salud Pacífico!