Bahía Blanca | Martes, 28 de junio

Bahía Blanca | Martes, 28 de junio

Bahía Blanca | Martes, 28 de junio

Mauro Brunelli, el domador de los "chivitos" que están dando que hablar en la Liga

Desde que asumió en la local de Liniers, su equipo lleva tres triunfos y un empate. Con muchos pibes, está bien arriba en el torneo de la primera división. 

Por Fabián O. Rodríguez

farodriguez@lanueva.com

 

   A  Mauro Brunelli le sonó el teléfono y no dudó en responder. La chance de dirigir el equipo local de Liniers lo sorprendió, pero el DT formado en Olimpo no dudó en aceptar la propuesta.

   Hoy, su juvenil equipo --ganó 3 y empató uno-- está prendido bien arriba en el certamen de primera división.

   "La verdad que después de terminar el año con Huracán quería dedicarme a la familia y a mi hijo de cuatro meses y esperar que salga algo, pero no pensé que podía ser tan pronto.  Tuve un par de charlas con Nico (por Ballestero) y el cuerpo técnico, me comentaron cuál era de la idea y lo que pretendían y llegamos a un acuerdo rápidamente", dijo a modo de presentación.

  --¿Y con qué club te encontraste?

   --Me encontré con un club en pleno crecimiento y que, con mucha predisposición, se está acomodando al salto de categoría. Es una institución con muy buena infraestructura, con mucho material de chicos y con mucha vida social.

   --¿Qué te sorprendió?

   --La cantidad de chicos que hay en el complejo. Sabía que tenía mucha afluencia de pibes, pero verlo en el día a día me sorprendió y me sigue sorprendiendo. En cambio, lo que no me sorprendió es el sentido de pertenencia que tienen todos los chicos con Liniers, ya que lo venía viendo de haberlos enfrentado.

   --¿Te imaginabas llegar y estar puntero en tan pocos partidos?

   --Uno trabaja para estar siempre en lo más alto y más en el club cómo Liniers, que está acostumbrado a estar siempre en la pelea, pero obviamente sacamos muy buenos resultados en lo inmediato. Igualmente, no sé si me sorprenden porque uno ve el día a día de los chicos y cree que puede estar prendido arriba. Además, conjuntamente con los futbolistas del Federal A, se conjugó una buena mezcla entre experiencia y juventud.

   --¿A qué le apuntaste desde tu función?

   --Hicimos hincapié en lo que sea venía trabajando, sumando la impronta que uno le quiere dar al equipo. Pero siempre buscamos la idea de ser un equipo protagonista y que intente jugar al fútbol.

   --¿Qué te gustó del equipo hasta acá?

   --Lo que  más me sedujo fue la idea de no renunciar a atacar siempre y mantener un orden. Por otro lado, empezamos perdiendo tres partidos, pero el equipo se sobrepuso a esos inicios no muy favorables, siguió intentando jugar, nunca se desesperó y mantuvo la idea de llegar con un juego asociado. Llegamos con distintas variantes y también nos hicimos fuertes con las pelotas paradas.

   --¿Y a mejorar, qué?

   --Tenemos que seguir mejorando en varios aspectos, pero es mucho más fácil obviamente cuando se gana trabajar en la semana  y corregir. Lo que más hincapié tenemos que hacer ahora es en tratar de que no nos hagan goles ya que en todos sufrimos alguno. Después, cuando estamos en ventaja, hay que tratar de cerrar el partido para no sufrir tanto.

   --¿Cuál es el mensaje que bajaste?

   --El mensaje que tratamos de bajar es que sigan trabajando de la manera que lo están haciendo, que la oportunidad la van a tener porque lo están haciendo muy bien, que en la división donde les toque jugar sean lo más responsable. Y respecto a lo futbolístico, quiero un equipo intenso, agresivo en el buen sentido de la palabra y, por sobre todas las cosas, que juegue al fútbol.

   --Se viene una especie de clásico con Bella Vista. Un rival que está en el fondo de la tabla.

   --Vamos a enfrentar a un rival duro como lo es Bella Vista, que se ha convertido casi en un clásico en el último tiempo tantos en enfrentamientos por la Liga como en torneos regionales y, la verdad, es sorprendente verlo abajo en la en la tabla de posiciones. De cualquiera manera, tiene material para poder salir del último lugar y nosotros vamos a tomar el partido con la seriedad que se merece sabiendo que enfrente tenemos un rival durísimo que seguramente va a querer escapar a las últimas posiciones.

"Bella Vista no va a descender y muchos se van a tener que coser la boca"

   --¿Vislumbras algún candidato firme al título?

   --Al ser un torneo tan parejo, creo que nadie puede apostar por ningún equipo, tanto para descender como para ser campeón. Es una liga muy pareja donde cualquiera le gana a cualquiera. Y nosotros internamente sabemos con lo que contamos y vamos a pelear hasta el final.

   --Ilusionados están. Decime que no.

   --Nosotros estamos para ir partido a partido sin volverse locos y sabiendo que todavía falta mucho tramo para recorrer. Vamos a soñar en grande y lucharemos hasta que estemos con vida, pero te repito falta mucho y tenemos que ir paso a paso sabiendo que aún no se consiguió nada.

 

Sus pasos anteriores

   --Olimpo: "Mi paso por el club no fue como uno lo deseaba. Justo al club le tocó un momento no muy bueno, con cambio de dirigencia, de descender en un año dos categorías y los resultados no fueron malos pero la dirigencia no creyó lo mismo y decidieron apostar por otro proyecto. De cualquiera manera, uno sacó cosas positivas y me sirvió para aprender".

   --La Armonía: "Es un club muy familiar, con mucha gente que trabaja pulmón. Es una linda entidad donde se trabaja tranquilo, donde llegan muchos chicos de barrios aledaños con una dirigencia joven, encabezado por Ema Pérez, quien trabaja muchísimo para el club y con predisposición para solucionar cualquier tipo de problemas. Estuve seis meses, deportivamente no me fue bien, pero justo nos agarró el año de la pandemia donde no pudimos trabajar como uno pretendía. Y, en su momento, la dirigencia de turno decidió que el técnico tenía que ser otro y, lamentablemente, tuve que dar un paso al costado

   --Huracán: "Fueron muchos años donde uno se encariñó con el club, con la gente que trabaja con la que está en el día día, como la familia Osores la familia Roa, Paccetti, Cachi Maier, Hugo Carlino y, seguramente, me olvido de varios. Hay mucha gente que trabaja para y vive por el club, que es muy pasional; y desde lo deportivo hemos logrado cosas importantes, pero sobre todo destacamos lo conseguido en la parte humana ya que uno dejó amistades. Me fui triste, pero sabiendo que dejamos una huella imborrable".