Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

San Lorenzo aprovechó la segunda oportunidad, venció a Pacífico y ascendió a Primera

Le ganó al verde, por 72 a 61, cerró la serie 2-0 y lo condenó a jugar en Segunda la próxima temporada.

San Lorenzo festeja el ascenso. Fotos: Tomás Bernabé-La Nueva.

 

Por Fernando Rodríguez

Twitter: @rodriguezefe

Instagram: ferodriguez_

 

   San Lorenzo aprendió la lección después de desperdiciar el ascenso directo, cuando tenía para definir en su cancha ante Sportivo. Y esta vez terminó dando clase de cómo un equipo que venía de jugar en Segunda puede dominar al de Primera, ganando 72 a 61, sellando 2-0 la serie repechaje y regresando al círculo superior del básquetbol local.

   Otra vez era su cancha, nuevamente estaba 1-0. La diferencia con la vez anterior que se encontraba con un rival quebrado anímicamente y desde el juego, lo contrario a Sportivo.

   Aunque en este juego Pacífico salió más metido en la serie que el partido anterior y se vio beneficiado por un par de triples que le dieron respaldo anímico en los primeros minutos.

Garbarino perdió en el juego interior.

 

   El equipo de Andrés Iannamico estuvo decidido, aunque sin generar juego a partir del pase, sino más bien del rompimiento con pelota en el piso o con tiros a distancia (3-8 en triples), y después cargando siempre al rebote.

   San Lorenzo, enfrente, apostó al juego interior y a tiros cercanos al cesto. El reflejo de su intención se vio en los ocho libres que anotó (de 12) en el primer cuarto (4-6 Benedetti y 4-6 Ferrari).

   La visita sacó 8 a falta de 1m30 para el cierre del primer cuarto, diferencia que, poco a poco, el local fue recortando.

Una pared entre Ferrari y Agulló.

 

   Insistió abajo el equipo de Claudio Queti; creció Franco Ferrari, más Martín Ríos Lodoli y Alejo Agulló dominando en la pintura, para sellar un parcial de 16-4 y pasar al frente 30-26, promediando el segundo cuarto.

Mirá las estadísticas

   El verde otra vez empezó a ver fantasmas. Aunque salió adelante. Con una primera línea firme (Sánchez-Salvatori) activó su defensa y salió disparado después de recupero o rebote, rubro que tuvo a Ponzoni efectivo.

Sánchez define ante Branciforte.

 

   Así, la visita metió un parcial de 11-5, volvió a creer y se fue bien al vestuario, ganando 37 a 35. Había mejor clima.

   Y continuó, al menos por un momento. Porque la zona que mantuvo Pacífico con el correr de los minutos empezó a incomodar al local.

   Sanlo no pudo tomar tiros tan cómodos, encontró menos caminos al cesto y, a la vez, el verde mostró mejor elección en sus lanzamientos, no forzando siempre el 1x1: 46-42 arriba la visita, en 5m30 del complemento.

Fortelli agradece.

 

   No obstante, en ese sube y baja de rendimiento, San Lorenzo mejoró con Fortelli como líder ofensivo (2-2 en triples), encontró frescura en las piernas de Agulló, se sumó la experiencia de Ríos Lodoli y los momentos de Ferrari, clavando un parcial de 13-6 (52-49) en 7m10, resultado con el que se cerró el tercer cuarto.

   En los 10 finales, cargados de tensión, la pelota pesaba. Se hizo un trámite extremadamente físico, todos corrían, pocos pensaban. Era natural por lo que se estaban jugando.

   Los nervios se exteriorizaban en cada situación. Restando 5 minutos estaban 59-55. Todos iban hacia adentro, inclusive, varias veces pretendiendo pasar por donde no se podía. Y en ese juego, la defensa de San Lorenzo sacó rédito.

   A Pacífico le costó horrores anotar, definitivamente lo superaba la situación. No obstante, San Lorenzo tampoco capitalizaba cada oportunidad que le daba el verde.

Agulló y Sacomani llegan juntos arriba.

 

   Un rebote ofensivo y doble de Agulló restando 2m24 le dio 5 de luz a San Lorenzo. La respuesta la tuvieron Salvatori y Sánchez corriendo y anotando: 62-61, con 1m49 por delante. Pero ese doble de Nico resultó el último signo vital del verde.

   Porque después Benedetti anotó un doble, Ríos Lodoli tomó un rebote, recibió falta y anotó dos libres (66-61). Ya el tiempo jugaba a favor del local.

   Sacomani falló a distancia, Fortelli corrió y anotó. A esta altura ya todo era festejo cuando llegó otro recupero y una antideportiva en medio del triunfo por adelantado del local.

El festejo de Río Lodoli.

 

   San Lorenzo descendió en 2019 y en 2022 -pandemia de por medio- demostró, por capacidad de juego, que estaba preparado para volver. Así lo demostró una vez más en la cancha.

Las voces de los protagonistas

   Que lo disfruten...