En el "Héctor Evaristo Plano"

Video: Emilio Braghero y Valentín Balduchi tuvieron sobradas razones para festejar

9/2/2021 | 17:15 |

Ambos fueron grandes protagonistas el pasado viernes, en la segunda competencia clasificatoria rumbo al próximo campeonato. 

Fotos: Emmanuel Briane- La Nueva.

   Uno conoció el sitial más alto del podio por primera vez. El segundo, a poco estuvo de hacerlo. Lo concreto es que ambos, figuras el pasado viernes en el “Héctor Evaristo Plano”, lograron a la postre sus objetivos particulares.

   Para el retornado Emilio Braghero, la victoria en la segunda competencia clasificatoria del Club Midgistas del Sur llegó como anillo al dedo, tras una primera actuación que lo había dejado contra las cuerdas en pos de acreditarse un boleto al siguiente ciclo mecánico.

   La noche de Emi fue de menor a mayor. Tras ser segundo en la serie y tercero en la semifinal, en ambas oportunidades con buenos registros, Braghero sacó lo mejor de su repertorio en el plato fuerte, donde, transitando rápido por la cuerda, capitalizó los problemas de Sebastián Pérez e hizo suya la competencia. 

   “Teníamos que sumar varios puntos para estar adentro. En la primera fecha, por errores míos, no había podido sumar nada. Sabía que tenía el auto pero había que demostrarlo en pista. Por suerte salió todo redondito”, expresó el piloto bahiense.

   “Estaba muy tranquilo. Esto es Midget y sé que puede pasar cualquier cosa, pero saber que tenía un buen auto me dejaba tranquilo. Si yo no le erraba podía estar adelante. Es una clasificación, nada que ver a un verano, pero con el esfuerzo que hacemos esta victoria se siente muy bien”, agregó.

Mirá la nota:

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   El que también derrochaba alegría al término de la velada era el joven piloto debutante Valentín Balduchi. ¡Y no era para menos!

   El hijo del querido Diego, rápido y prolijo arriba del buen medio mecánico que dispone (amén de algunas imperfecciones cuando lideraba la prueba central), cruzó la meta en el segundo puesto, detrás del casi imbatible Ezequiel Roth, nuevamente vencedor entre los debutantes.

   Y decimos casi, porque fue el propio Valentín el único que logró manotearle una victoria en las dos programaciones disputadas. Ello ocurrió en la segunda semifinal, donde la máquina celeste N°120 dominó con autoridad.

   Quedó el sabor amargo de no sostener la vanguardia en la finalísima, cuando era el claro dominador de la mis,a pero ello no resta mérito en absoluto a la buena labor del joven Valentín.

   “Fue una noche muy buena. Esta vez sí pude redondearla, no como la primera vez que por un error mío terminé relegado. Si bien en la final me costó mucho transitar las curvas, me voy súper contento porque logré un muy buen resultado y porque el auto es un misil”, destacó.

   “Lo más importante es la experiencia que me llevo. Pasé muchas situaciones; largar adelante y desde el fondo, poder pasar autos y que me superen. En definitiva muy buenas vivencias. El punto más alto de la noche fue ganar la semifinal como lo hicimos”, cerró.

Mirá la nota:

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias