A puertas cerradas

El “Ezequiel Crisol” abrirá el telón 2021 con un verdadero carnaval de competencias

30/1/2021 | 06:30 |

El fin de semana largo del 13, 14 y 15 de febrero se iniciará el calendario deportivo, con diversos atractivos mecánicos.

Fotos: Archivo- La Nueva.

Por Tomás Arribas / tarribas@lanueva.com
(Nota publicada en la edición impresa de hoy)

   Por demás atrapante será el aperitivo mecánico que ofrecerá el renovado Ezequiel Crisol de Aldea Romana a mediados de febrero, en la antesala a la segunda función consecutiva del Turismo Nacional en la ciudad.

   Aún bajo esta nueva modalidad de vida impuesta por la pandemia, que impide al público vibrar al compás de los motores, la reactivación competitiva, aún sin ese ingreso monetario, se entiende beneficioso para los distintos actores del rubro tuerca.

   Y ni hablar del espectáculo deportivo en puerta, que, a juzgar por la historia y el presente, las novedosas presencias, y el atractivo innato de cada especialidad, asegura sobradas emociones en el remozado asfalto de 3000 metros de extensión.

   Tras aquella primera y exitosa manifestación zonal de noviembre pasado continuará, la agenda continuará el fin de semana de carnaval, del 13, 14 y 15, con las cuatro divisionales de la Federación Pampeana: el Supercar, la Fórmula Renault, el Zonal 2000 y, la recientemente incorporada, el Turismo Promocional Standard, que vaya si habrá escrito páginas en la enciclopedia automovilística local y zonal.

   Por esto último, más la marcada representación bahiense, tanto en la plantilla de pilotos como de preparadores, puede que el TPS se robe la mayor proporción de miradas.

   “Tenemos 51 autos confirmados, lo que nos obliga a realizar un repechaje previo a la final. Sin dudas estábamos esperando ansiosos poder competir en Bahía. Lo bueno es hacerlo con varias categorías a la vez, solo de esa forma se podrá costear todo”, nos cuenta Roberto Rovito, presidente de la divisional.

   “Siempre quisimos apostar a Bahía y creer que volverá a ser una sede fuerte para las zonales. Nos cuesta mucho el traslado de la categoría de un circuito a otro, los costos se fueron por las nubes; por eso la importancia de sumar un circuito más. Lamentablemente no sabemos hasta dónde será posible correr. Esto es algo de semana a semana, ojalá se pueda competir durante todo el año”, agregó.

   Naturalmente, tras un calendario pasado perdido por completo, la ansiedad de los pilotos, varios de los cuales desempolvaron el casco en las pruebas pasadas, es muy palpable.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   “Los pilotos están chochos, no ven la hora de estar en pista acelerando. Había muchos anotados para las pruebas que finalmente se tuvieron que bajar porque le apuntan directamente a la competencia de Bahía para resguardar dinero y apuntarle de lleno”, destaca Rovito.

   Por último, el titular del TPS afirma haber logrado un rápido y eficaz acuerdo con la gente del Club Crisol, contrariamente a algunos trascendidos y a sucesos pasados.

   “Con el Crisol hubo excelente predisposición para llegar a un acuerdo. Me llamó la atención que en una radio se habló de ciertos chispazos entre ambas partes, pero nada que ver. Hubo muy buen diálogo. Somos de poca comunicación, porque no damos muchas vueltas”, dejó en claro Rovito, que además dejó por sentada la voluntad de la categoría en seguir compartiendo agenda con las zonales de nuestra federación.

   “La idea es trabajar para ver si podemos competir también el 14 de marzo en Bahía Blanca, con las demás categorías juntas. Al no haber público se le buscará la vuelta para que el piloto tenga que pagar lo menos posible”, cerró.

   Una de las particularidades del fin de semana en cuestión será la primera exhibición en “sociedad” de la novedosa Fiat Uno Pista, creada sobre la base de la vieja y recordada categoría homónima.

   No hablamos de competencia propiamente dicha, sino de un testeo que sentará las bases para la concreción del objetivo.

   “Simplemente haremos pruebas. Todavía no tenemos los autos listos, ya que resta definir amortiguadores y espirales a utilizarse. Pero la idea es poder probar, que nos está faltando, y ahí ultimar detalles para afrontar la primera fecha bajo la Federación N°3”, nos cuenta el piloto y dirigente Gustavo Romano.

   “Girarán todos los autos que quieran, aunque no completos, ya que falta definir esa parte. Pero por lo menos ya se habrán testeado muchas cosas. Es un gran paso, sobre todo para terminar aquellas unidades que están avanzadas y que puedan estar en la primera fecha”, resaltó.

“Será algo especial”

   De la comitiva pampeana, la nota saliente probablemente será la presencia del local Cristian Valencia en el potente y competitivo Supercar; especialidad que lo ve competir, con buen suceso (pinta el N°4 en sus laterales), desde hace varias temporadas.

   Para Valencia, con rico pasado en TC Pista y alguna esporádica actuación en la Clase 3 del Turismo Nacional, la vuelta al patio de casa será especial por varias razones; una de ellas, la novedad de alistar en pista una flamante coupé Dodge, preparada en nuestra ciudad por Gary Lauretta.

   “En Bahía corrí con el Turismo Nacional y el Supercar. En ambas tuve la suerte de andar bien. En TN, para lo que era en esa época, me acuerdo que anduvimos muy bien, clasificando 11° entre 50 autos. Obviamente es una expectativa especial, ya que se vuelve a correr acá después de mucho. En mi última vez en el Crisol tuve la suerte de hacer podio en el Supercar”, expresó.

   "Desde que empecé a correr hasta ahora, nunca me subí a otra cosa que no sea Ford. Pero surgió la idea con Gary Lauretta, lo encaramos y estamos listos. No se probará previamente, así que todos vamos a estar en las mismas condiciones. Y a eso sumarle que hace un año que no gira", cerró.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias