Mundo Gremial

Una empresa del Parque Industrial reactivó su producción tras dos meses de parate

11/11/2019 | 07:00 |

“Ya están pidiendo reuniones para rediscutir convenios, pero lo importante es que se hará con las plantas en marcha", señaló Gabriel Matarazzo, secretario general del sindicato de Petróleo, Gas y Biocombustibles de Bahía Blanca y también de Hacienda de la Federación Nacional.

Pablo Andrés Alvarez / palvarez@lanueva.com

   Tras cumplirse el plazo de suspensión de tareas, las plantas de biocombustible del país comienzan, de a poco, a reactivar la producción.

   En ese marco, BioBahía reincorporó a los 60 trabajadores y puso en marcha nuevamente la producción de biodiesel y glicerina a partir de aceite crudo de soja.

   “No deja de ser una buena noticia. Obviamente que habrá que definir varias cuestiones, pero siempre es positivo negociar con las plantas operando”, señaló Gabriel Matarazzo, secretario general del Sindicato de Petróleo, Gas y Biocombustibles de Bahía Blanca y también de Hacienda de la Federación Nacional.

   Y añadió: “El panorama no cambió demasiado, más allá de que el costo del biocombustible viene teniendo actualizaciones mensuales, ya que ninguna alcanzó para equilibrar la devaluación que hubo”. 

   En lo concreto, desde el lunes pasado BioBahía, perteneciente al mismo grupo empresario de Bio Ramallo y Bio Junín, comenzó la puesta en marcha, con todo el personal que suspendió a fines de septiembre.

   “Yo no me voy a poner del lado de los empresarios, porque no me corresponde, pero cuando decidieron paralizar la producción de las plantas tenían motivos reales. El desfasaje del dólar, comparado con el precio de las naftas, hacía prever un conflicto, que se desató de la manera que todos vimos, con las firmas bajando las persianas. El futuro irá de la mano con la liberación de los combustibles, que ya aumentaron a fin de mes y seguramente después del 15 de noviembre habrá otro incremento”. 

   Fundada en el año 2011 y ubicada dentro del Parque Industrial, BioBahía SA es una empresa dedicada a la producción de biodiesel y glicerina a partir de aceite crudo de soja y es propiedad de un grupo empresario que también tiene acciones en Bio Ramallo y Bio Junín.

   “Ese grupo tiene alrededor de 200 trabajadores, 60 de los cuales se desempeñan en la planta de Balía Blanca, incluyendo cargos jerarquícos”, señaló el gremialista.

   Matarazzo recalcó no saber si las plantas son rentables de este modo, pero también recordó lo que manifestó cuando se inició el conflicto, a fines de septiembre.

   “No conozco los costos de producción de cada empresa para saber si trabajaban a pérdidas. De todos modos, también dije que era imposible pensar en un cierre definitivo, porque nadie invierte tanto dinero en construir las plantas para dejar de producir ante el primer cimbronazo. Por eso era optimista en que se retomaran las labores”.

   “En ese contexto, nuestra posición siempre fue defender a los trabajadores, para que ellos no pagaran las consecuencias de un problema que originaron otros. Por eso insistimos con las conciliaciones obligatorias, para que el personal siguiera cobrando sus salarios aún suspendidos. Y se logró a través de las gestiones de la Federación”.

   Como solución, Matarazzo señaló la necesidad de conformar una mesa de diálogo entre todos los actores.

   “Es indudable que el problema existe y seguirá existiendo en el corto plazo. Y yo creo que no se va a llegar a una solución si no nos sentamos todos en una mesa a discutir los inconvenientes, para encontrar un punto de equilibrio que sea beneficioso para todos, y no sólo para algunos. En esa mesa no pueden faltar los empresarios, el Estado y los trabajadores”.

   Y agregó: “También es real es que el biocombustible es una actividad reciente, en el que algunas empresas participan de cámaras y otras no, en la que algunas tienen plantas muy grandes y otras muy pequeñas. Entonces, no hay una opinión uniforme sobre lo que sucede. Pero claramente, con el incremento del dólar y el freno de los precios de las naftas, todas sufrieron el cimbronazo de alguna manera”.

   La producción de estas pymes se vende a las refinerías, ya que las petroleras tienen la obligación de incorporar al menos un 10% de bio en el gasoil que se vende al público.

   En su momento, desde el sector empresario aseguraron que el gobierno mantuvo pisados los precios de venta del biocombustible, pero sus insumos siguieron en aumento porque son commodities atados a las cotizaciones internacionales. Y sostuvieron que este desfasaje los obligaba a trabajar a pérdida y, por ende, a dejar de producir.

  Tras la reactivación de la semana pasada, las firmas llamaron a los gremios para renegociar convenios.

   “Ya están pidiendo reuniones para rediscutir convenios, pero lo importante es que se hará con las plantas en marcha, tal como pedimos nosotros cuando todo ésto se inició, porque temíamos que las multinacionales ocuparan los lugares de las pymes y no hubiera vuelta atrás”. 

   En ese sentido, el resultado electoral a nivel nacional genera expectativas.

   “Somos concientes que el panorama sigue siendo incierto. Hay mucha expectativa con el nuevo gobierno de que las cosas cambien y, sobre todo, haya cierto grado de previsibilidad. Estos son sectores que necesitan de inversiones millonarias y nadie va a invertir si las reglas de juego no son claras. En ese sentido, todos los sectores del petroleo y gas están en la misma sintonía, con el freno de mano puesto. Y así no se puede producir”. 

Las jubilaciones

   Luego de las protestas en Anses Bahía Blanca y Anses Central en Buenos Aires, el gremio bahiense recibió la confirmación sobre la aprobación de las 36 jubilaciones que quedaban pendientes.

   “Recibimos la notificación de Anses que están pasando jubilaciones a liquidación, por lo que creemos que en enero, los 36 ex trabajadores de la refinería Elicabe ya estarían cobrando por primera vez y se terminaría el conflicto que se inició hace ya más de un año”.

   “Evidentemente, en esta ocasión, están cumpliendo el compromiso asumido, para tranquilidad de todas esas familias que vienen sufriendo”, manifestó Matarazzo.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias