Bahía Blanca | Domingo, 26 de mayo

Bahía Blanca | Domingo, 26 de mayo

Bahía Blanca | Domingo, 26 de mayo

El rey Carlos agradeció los mensajes de apoyo tras dar a conocer su diagnóstico de cáncer

El Palacio de Buckingham publicó un video del monarca británico sonriente revisando algunos de los 7.000 escritos enviados por ciudadanos de todo el mundo.

El rey Carlos III leyendo cartas de ciudadanos de todo el mundo.

El rey británico, Carlos III, ha agradecido en un video los miles de cartas, tarjetas y mensajes enviados por ciudadanos de todo el mundo después de que informase su diagnóstico de cáncer el pasado 5 de febrero.

Las imágenes difundidas por el Palacio de Buckingham muestran al rey sonriente revisando algunos de los 7.000 mensajes de apoyo recibidos.

En las dependencias de la llamada Suite Belga de Buckingham, Carlos parece especialmente divertido por una tarjeta que muestra la imagen de un perro con un collar isabelino (que se coloca tras algún tratamiento médico) que le dice al monarca: “Al menos usted no tiene que llevar un cono...”.

Otras misivas contienen consejos de enfermos de cáncer como uno que le recomienda: “Barbilla alta, pecho fuera, siga positivo y no deje que esto lo hunda”.

Las imágenes corresponden al pasado miércoles, cuando el rey recibió por primera vez desde que comenzó su tratamiento contra un cáncer no especificado al primer ministro, Rishi Sunak, en persona. Al comienzo de la reunión, el monarca reconoció a Sunak que muchos de los mensajes recibidos lo habían emocionado “hasta las lágrimas”.

El monarca, de 75 años, y el jefe de Gobierno conservador tuvieron la audiencia en la tarde del miércoles en el Palacio de Buckingham, residencia de la familia real británica. El primer ministro le dijo a Carlos III que “todo el país” lo estaba apoyando.

“He recibido tantos mensajes y tarjetas maravillosos (...) la mayor parte del tiempo me han hecho llorar”, dijo Carlos durante su audiencia semanal con Sunak. “Todos están contigo”, respondió el primer ministro.

Como es tradición, las audiencias del monarca y el primer ministro tienen lugar los miércoles por la tarde en el Palacio de Buckingham, después de la sesión de control del jefe del Gobierno en la Cámara de los Comunes (Baja) del Parlamento.

Desde que recibió su diagnóstico tras haberse sometido a una intervención ordinaria para tratar un agrandamiento de la próstata, Carlos III ha permanecido en su residencia campestre de Sandringham (este de Inglaterra), y solo se desplaza a Londres cada vez que le toca someterse a su tratamiento.

La casa real informó que se habían suspendido de forma indefinida las actividades públicas del soberano, aunque este continuará despachando su trabajo de oficina y sus reuniones semanales con el jefe del Gobierno. (Infobae)