Bahía Blanca | Sabado, 13 de abril

Bahía Blanca | Sabado, 13 de abril

Bahía Blanca | Sabado, 13 de abril

Dengue: una amenaza para tomarla en serio

Los cuidados preventivos son mínimos y eliminan al agente trasmisor

Una vez más el Dengue se ha convertido en una amenaza que si bien todavía no registra casos autóctonos en nuestra ciudad, las autoridades sanitarias dejaron en claro que su agente trasmisor –el mosquito Aedes Aegypti—ya fue detectado en la región.

El aumento de casos a nivel nacional deja en claro la posibilidad cierta de que se registren contagiados en Bahía Blanca, tal cual ha sucedido con otras enfermedades que han comenzado a manifestarse a miles de kilómetros y terminan por tener sus afectados también a nivel local.

El Dengue es una enfermedad infecciosa viral, transmitida por la picadura del mencionado insecto que primero se alimentó con sangre de una persona infectada y luego al picar a otras les transmite la enfermedad. El contagio se produce por esa picadura, no de una persona a otra ni a través de objetos.

Los síntomas son fiebre, dolor detrás de los ojos, de cabeza, muscular y de articulaciones, náuseas y vómitos, cansancio, manchas en la piel y sangrado de nariz. Es importante saber que ante estos síntomas no se deben tomar aspirinas ni ibuprofeno. Las personas infectadas deben beber abundante agua y realizar un seguimiento médico diario.

Es clave en este contexto tomar en serio las indicaciones preventivas, que apuntan a que los mosquitos que trasmiten la enfermedad no se reproduzcan, ya que sin ellos no existe posibilidad de tener la enfermedad.

Las indicaciones son simples pero es necesario atenderlas y cumplirlas. Desde el uso de repelentes hasta no dejar agua acumulada en recipientes de desuso.

Se sugiere  desechar todos los objetos donde se pueda acumular agua, instalar mosquiteros, lavar bebederos, rejillas, canaletas y floreros.

Muchos de los recipientes donde el mosquito se cría son las latas, botellas, neumáticos, trozos de plástico y lona ó bidones cortados, por lo cual se sugiere eliminarlos para así evitar que allí estos insectos depositen sus huevos.

En la mayor parte de los casos, el dengue causa síntomas leves y se cura en una o dos semanas. Pero en otros puede agravarse y tener consecuencias más severas.