Motivación familiar

Fernando Caputo: “Siempre tuve en claro que no me iba a bajar si no estaba 100% seguro”

18/9/2021 | 06:30 |

A pesar de los rumores y las dudas implantadas por el propio protagonista, el excampeón continuará acelerando en el Midget, dentro de la estructura de Fernando Rodríguez. 

Fotos: Archivo- La Nueva.

Por Tomás Arribas / tarribas@lanueva.com
(Nota publicada en la edición impresa de hoy)

   El Feti disipó las dudas y puso paños fríos a los rumores. Todavía hay cuerda y, al menos, un cartucho más para quemar.

   Aunque tomar la decisión implicó para Fernando Caputo (44) reflexionar más de la cuenta. Nunca antes lo agobiaron tantas dudas sobre su continuidad midgista.

   Por varias razones el excampeón de la divisional más popular de la región amagó al retiro. Y allí mucho tuvo que ver la irrupción de la pandemia, que aceleró en su mente una idea que venía tomando fuerza paulatinamente en los últimos años.

   “Había perdido bastante las ganas. Pero siempre tuve en claro que no me iba a bajar hasta no estar 100% seguro, porque cuando se acerca la época del estival siempre resurgen las ganas. Y eso fue lo que pasó”, afirmó Caputo.

   “En gran parte fue por la pandemia --agregó-- y también, en mi caso particular, que me involucré mucho con el Turismo Regional y estaba muy entusiasmado con eso; además de acompañar a mis hijos que se están iniciando en karting. Es como que de golpe me hice a un lado y no lo extrañé. Pero, obviamente, cuando empezó todo el movimiento se volvió a hablar de eso”.

   Pero ciertamente colgar el casco ya deambulaba por su mente luego de la coronación suprema en el Estival 2018/19.

   Detrás del coronavirus y el parate obligado de la acción en el óvalo aldense ya pesaba sobre sus espaldas el natural paso del tiempo, las responsabilidades laborales y familiares, el desgaste lógico de tantas batallas e insatisfacciones y las secuelas de varios golpes.

   “En las últimas dos fechas del campeonato pasado no estaba para subirme al auto, andaba con muchos dolores de cintura de todos los golpes sufridos. Así y todo decidí correr con mucho dolor, pero no me gustó ir a definir el campeonato en esas condiciones”, aclaró Feti.

   “Pero hace varios meses me puse las pilas, yendo a natación y al gimnasio, y por suerte mejoré mucho. Ese también era uno de los temas fundamentales, no me sentía bien y no me quería seguir golpeando. Por eso, después de hablar con Fer (Rodríguez, su chasista), decidimos parar durante el invierno. Últimamente estoy mucho mejor por suerte”, destacó.

   —Es la primera vez que dudás tanto...

   —Sí, es verdad. Pocas veces me lo había planteado tan firme antes. Quizás antes de ser campeón no, porque tenía esa gran deuda deportiva. Después, cuando lo pude lograr, sentí mucho alivio y capaz que, habiendo conseguido el objetivo, y si bien las ganas de correr no se perdieron, tomar una decisión así sentía que no me iba a costar mucho.

   Como en su momento la ilusión del título exprimió el máximo de su potencial y motivación para estirar su faceta como piloto, podría decirse que su inminente “vuelta” al ruedo está movilizada por otra razón muy valiosa.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   “La familia también empujó bastante, porque a ellos les apasiona igual que a mí. Sobre todo la nena (NdR: Martina), que nunca me vio correr. Así que no tuve muchas alternativas. Me extorsionaron con el punto débil (risas). Aunque bueno, obviamente hay que tener ganas; sin dudas que eso también ayudó a tomar la decisión”, aseveró.

   Inconscientemente puede que el propio Caputo conocía el desenlace de esta “película” de antemano.

   Simplemente se tomó el tiempo necesario para no arrepentirse.

   “Fernando (Rodríguez) vendió el chasis que estaba utilizando, pero todo lo que es mecánica lo guardé y no lo quise vender porque sabía que podía pasar. Hablé con él, acordamos dejar todo en stand by, esperar a ver cómo se daban las cosas. Ahora tengo todo casi listo. Íbamos a hacer un chasis nuevo, pero hay un auto recién armado en el taller, así que la idea es armar esa unidad con mis cosas (NdR: motor preparado por Martín Saldamando) y encarar el campeonato”, reconoció.

Proyecto FR

   El taller de Fernando Rodríguez (“FR”, como se le dice en la jerga) está próximo a experimentar una especie de “remake” con la nueva conformación de la estructura, que emula viejas épocas con varios pesos pesados y enormes pretenciones de título.

   Específicamente, aquella temporada con Diego Andrade Matías Yungblut y Sebastián Burgos inmersos en playoff y peleando por el título.

   Justamente el regreso de Burgos al equipo, luego de tres temporadas, más la confirmación de Caputo, nos permite imaginar una temible dupla y estructura hacia el próximo compromiso deportivo mecánico.

   “Genera mucha expectativa, obvio que sí. Más conociéndolo a Fernando (Rodríguez), y ni hablar de Seba (Burgos), que se subió por primera vez al auto la fecha pasada y estuvo en el podio. Pero además de lo competitivo, hay una relación de amistad con Fernando, más allá del vínculo chasista y cliente. Somos un grupo de amigos y eso hace que lo demos todo. No tengo dudas que será un año espectacular en pista y que la vamos a pasar muy bien en el taller con todos los chicos”, auguró Caputo.

   —Podría decirse que están casi en la misma sintonía con Burgos.

   —Sí, y no tengo dudas que va a ser muy bueno para los dos. Haber dos autos iguales y dos pilotos con experiencia para transmitir lo que pasa ayudará al equipo y acortará el camino para encontrar la puesta a punto ideal. El que sale primero transmite cómo está la pista y eso ayudará al otro a saber qué tocar.

   “Eso lo penamos un poco el año que salí campeón, donde estaba mi auto solo en el equipo y teníamos que andar adivinando. Pero con dos unidades iguales y dos pilotos rápidos, la cosa irá mucho mejor. No tengo dudas que vamos a andar bien”, sentenció.

Proyecto TR

   A comienzo de ciclo Fernando Caputo decidió ir por la revancha y afrontar un nuevo período en la popular categoría de asfalto Turismo Regional.

   Feti tripula un VW Gol atendido por el propio FR y motorizado por Martín Saldamando. Es decir, la misma sociedad que alista la herramienta que acelera sobre tierra.

   “Cada vez me voy dando cuenta más qué le pasa y qué hace el auto, una de las cosas que más complicadas me resultan. Pero me siento mejor y estoy muy entusiasmado. Es un desafío en todas las carreras poder mejorar. Quiero hacer mucha experiencia este año, aprovechar las carreras que quedan y encarar con todo el campeonato completo con alguna meta para tener un buen incentivo”, detalló sobre sus objetivos.

   “Lo mejor que tiene el Turismo Regional es compartir un fin de semana distinto en familia. Eso es lo que por ahí no te da el Midget y lo que me atrapó a sumarme en su momento. Es todo muy distinto, se disfruta mucho y de otra forma”, cerró.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias