Ciclo de entrevistas

Gustavo Echaniz: “Soy un afortunado de la vida”

23/3/2021 | 06:30 |

En Gustavo Echaniz bien podríamos resumir la jerarquía que hoy ostentan muchos de los directores técnicos de nuestra Liga del Sur.

Por Walter Gullaci - wgullaci@lanueva.com

   En Gustavo Echaniz bien podríamos resumir la jerarquía que hoy ostentan muchos de los directores técnicos de nuestra Liga del Sur. Con un pasado de futbolista impactante que lo tuvo haciendo goles en Olimpo (su último equipo) pero antes en Newell´s, Huracán, San Lorenzo, Chacarita, América, Puebla y Querétaro, de México, y en los dos grandes de Santa Fe, Unión y Colón, a los 60 años su presente futbolero pasa por Huracán de Ingeniero White, equipo al que orienta desde 2016. Y lo disfruta, fiel a su costumbre, como cuando acertaba colgando la pelota en una red.



En diez conceptos

   1. “Cuatro o cinco jugadores que llegamos en mi época de jugador a Olimpo fijamos raíces acá, en Bahía. Pero solía escuchar a muchos cuando venían y decían: ´qué ciudad, qué lindo, cómo te trata la gente’. Y cuando terminaban los partidos agarraban rápido la autopista…”.

   2. “A mi desde el vamos me trataron muy bien. Hice una gran amistad con Jorge (Ledo). El me brindó la posibilidad de trabajar e hizo que yo siga la carrera de técnico, siendo que me quería dedicar a ser manager. Cuando llegó Gustavo Alfaro y fui con su grupo a la pretemporada me inculcaron que le meta para adelante. Y bueno, así arranqué esto de ser técnico”.

   3. “En 2015 jugamos la final con Sansinena de la Liga, empatamos 1 a 1 pero ellos al tener ventaja deportiva salieron campeones. Al tiempo me llamó un personaje, por entonces de la directiva de Olimpo. Recuerdo que era un 23 de diciembre. Me dijo que no me iban a tener en cuenta. Y bueno, me molestó, pero especialmente a mi familia. Si en ese momento estaba Alfredo (Dagna) me hubiera molestado más, pero me lo dijo un personaje que no vale la pena ni nombrarlo. Y bueno, luego me operé de la cadera que me tenía mal, y a mitad del 2016 me reuní con Marcelo Osores para arrancar en Huracán, donde ya llevo seis temporadas”.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   4. “Lo de los entrenadores es como en la política; en Olimpo están los pro-Ledo y los anti-Ledo. Recuerdo que una vez quería contratar a Domínguez (Sebastián), el chico que ahora está en la televisión de comentarista. Fuimos hasta Rosario y Jorge paró a dormir en lo de mis Viejos. Yo era de extrema confianza para él. Y nunca pude tratarlo de ´che’. Le decía ´usted’”.

   5. “Estando en el América de México tenía un auto común, un departamento común, no vivía en un barrio privado ni nada por el estilo. En Unión le ganamos una final histórica por el ascenso a Colón y yo vivía en un departamento sencillo del centro de Santa Fe. Ibamos con mi mujer y mi hijo al río a bañarnos. Yo me crié en un campo de San Nicolás y luego fui a la ciudad a jugar al fútbol. Más allá de la plata o la notoriedad por el fútbol, nunca olvidé a mis amigos de la infancia ni dejé de recordar de dónde salí”.

   6. “Estando en Huracán (de Parque Patricios), Corina, la madre de un gran amigo, hoy mi cuñado, Claudio Argüeso, me dijo: ´vos no te vas ninguna pensión, te venís a casa con nosotros’. Esas noches antes de dormir, en la habitación, hablábamos hasta muy tarde con Claudio (por entonces arquero) y su hermano Carlos. Eran tremendas. Había un grupito con Luisito Islas, y Luis Abramovich… Salíamos a los boliches en la época que jugaba en Chacarita. Eramos unos crotos pero la pasábamos muy lindo”.

   7. “El primer año en México, en América, la rompí, pero después empecé a descarrilarme. Y bueno, me pusieron en vereda. Durante unas vacaciones con mis Viejos y mi hermana en Acapulco, conocí a Madeleine, mi mujer. Salí a bailar y me la presentaron. ´Yo con tu amiga me caso’, le dije a quien me la presentó. Ya llevamos 35 años de casados. Quince día anduvimos sólo de novios”.

   8. “En la carrera que hizo mi hijo Fabián, de medicina, mucho tuvo que ver mi mujer, mi hermana y mi cuñado, que lo cuidaron allá en Rosario. Llevo tatuados las fechas de su nacimiento y del día que se recibió de médico”.

   9. “Soy un afortunado de la vida por la familia y los amigos que tengo. Tuve muchas oportunidades de irme a trabajar a México, pero estoy en la ciudad donde me siento querido. Trabajo en un club donde me siento muy bien, igual que mi mujer que es profesora de idiomas. Estamos muy bien. Quizás me faltaría dirigir en un Federal A. Es una deuda pendiente. Toda esa adrenalina de viajar, de dirigir, aún no la perdí”.

   10. “En la vida me marcaron mi Viejo de una forma, mi mamá de otra, mi hermana también, y tuve entrenadores de la vida como Jorge Griffa y Alberto Zucarelli, pero creo que Made (por su mujer) fue quien me encaminó en todo sentido. Hasta los 24 años te sobra todo, sos joven, querés salir, querés jugar, pero en algún momento te tenés que poner en eje. Y ella lo hizo”.

   Vos también podés proponer un líder para entrevistar en nuestros próximos episodios. Escribí un correo a contenidos@lanueva.com con el asunto LÍDERES o utilizá el hashtag #UnLíderEnBahíaEs en las redes sociales junto al nombre del candidato.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias