Liga Argentina

Los pibes de Bahía Basket crecieron en su juego y festejaron ante Villa Mitre

22/10/2021 | 22:49 |

Después de un flojo inicio, el local impuso su juego en el Dow Center: 88 a 83.

Ramiro Heinrich se estirá ante Ezequiel Paz, de gran partido. Fotos: Jano Rueda-La Nueva.

 

Por Fernando Rodríguez

Twitter: @rodriguezefe

Instagram: ferodriguez_

 

   La juventud pudo más que la experiencia. Bahía Basket superó a Villa Mitre, por 88 a 83, en el marco de la tercera fecha de la zona Sur de la Liga Argentina.

   Había mucha expectativa e incertidumbre por saber cómo respondería cada uno frente a la diferencia de estilos.

   Y  en un Dow Center colorido, con clima y hermoso ambiente, la visita dijo presente en el arranque.

   La defensa de ambos obligó a que se generen espacios.

   El tricolor, con José Gutiérrez logró descargas cuando tuvo la pelota en sus manos, ante un tibio Bahía, permisivo en defensa, pudiendo Levy y Heinrich anotar con facilidad.

   Así se fue sintiendo cómoda la visita y en 4m51 ganaba 11-4, extendiendo a 19-8 en 7m32. Le sentaba bien el juego.

   Bahía, todo lo contrario. No se encontraba, chocaba y se escurría adelante. Hasta que después de una lluvia de triples se despejó la tormenta. Dos de Tolosa y otro de Joaquín Sánchez cambiaron el trámite.

   Bahía metió un parcial de 11-0 y el juego se empató en 19, para cerrar el cuarto 20-19 a favor de la visita.

   Continuando con su ritmo y más suelto, el local empezó a dominar, ante un rival que se fue trabando y, en 5m18 se vio por primera vez abajo.

Novaes le juega por el fondo a Heinrich.

 

   Y Bahía sacó a relucir sus recursos, el trabajo del día a día, la desfachatez de los pibes que, con la cabeza limpia, te pueden destrozar.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Una terrible tapa de Paz a Levy y otra contra que terminó con tapa de Simondi a Pallotti dejaron en claro la capacidad física del local.

   La frescura de esas piernas le dieron un ritmo que a Villa Mitre le costó sostener.

   El local tomó de espaldas en más de una oportunidad al tricolor y cuando se estableció en el 5x5 ejecutó cada ofensiva con amenazas constantes que desestabilizaron la defensa de Villa Mitre.

   Paz clavó 2 de 3 en triples –el tricolor por momentos dio ventajas en el tiro a distancia y después volvió a personal- Novaes se hizo más grande, fluyó el juego y se vio un equipo que disfrutó.

Bollo (8) y Simondi luchan en la pintura.

 

   La Villa, por su parte, sin gol perimetral, se topó con una defensa que dio un paso atrás, congestionó más el tránsito y los recursos se le fueron acotando. Encima, cuando sacó falta falló desde la línea (5-11 en el segundo cuarto).

   Por eso Bahía terminó 48-40 arriba el primer tiempo, coronando con un triple demoledor de Paz.

Mirá las estadísticas completas

   Al regreso del descanso largo se mantuvo la tendencia, con el local teniendo más variantes y el tricolor dependiendo de lo que hiciera Gutiérrez.

   Bahía mantuvo la ventaja. El tricolor en el tercer cuarto recortó a 5, replegándose en zona y confundiendo un poco al local cuando insistió abajo. Y cerró el cuarto a cuatro (66-62), cuando Bahía abusó del tiro largo y, dominando en su tablero corrió, arriesgó y, con el empuje de su gente reaccionó (parcial 7-1 en 1m30).

   Los últimos 10 minutos había que ver cómo influía el cansancio.

Facundo Tolosa desafía a Levy.

 

   Tolosa desgastó a Harina, que no logró armar el tiro y, en consecuencia, limitó -como en toda la noche- una importante vía de gol.

   Además, el rosarino fue sólido adelante tirando a distancia o rompiendo.

   La frustración del tricolor empezó a manifestarse. A falta de 4m20 se vio 13 abajo. No tenía nada a favor para ilusionarse (terminó con 25-40 en libres y 4-19 en triples).

   Y, por el contrario, Bahía se agrandó. Insistió con su juego, Joaquín Sánchez ratificó su gran juego, visitó la línea y no falló. Y más liberado por la ventaja, el local se dio todos los gustos ante un rival que ya no encontraba respuestas, más allá del aliento de su gente.

   En definitiva, los pibes de Bahía jugaron a lo que saben, disfrutaron, ganaron y hoy creen otro poco más que están transitando el camino correcto.

   

   

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias