Con duros términos

Denuncian a un abogado del caso Facundo por entorpecer deliberadamente otra causa

26/10/2020 | 15:35 |

El fiscal Jorge Viego acusó a Leandro Aparicio de conspirar contra la investigación por el crimen de Katherine Moscoso y pidió que sea removido como particular damnificado. Investiga su colega Diego Conti.

La copia de la denuncia contra el cuestionado letrado también fue girada al Colegio de Abogados.

   El fiscal de Homicidios Jorge Viego denunció formalmente al abogado Leandro Aparicio de perjudicar “sistemática e intencionalmente” con su accionar la investigación del crimen de Katherine Moscoso.

   En la presentación, realizada el 13 de octubre pasado y que tramita ante la UFIJ N° 2, a cargo del fiscal Diego Conti, se pidió el desplazamiento o remoción de Aparicio como abogado de la familia de la joven asesinada hace más de 5 años en Monte Hermoso, hecho que aún sigue impune.

   “Aparenta trabajar y colaborar con la investigación, pero toma elementos de la causa para luego, exclusivamente en los medios, realizar una campaña de desprestigio a los fiscales”, sostuvo Viego en la presentación de 39 fojas y en la cual le imputa prevaricato.

   Dijo, en el mismo sentido, que esa práctica es casi un “modus operandi”, porque la repitió en las causas por las muertes de Ángel Almada (tras caer de un puente en Ingeniero White) y de Facundo José Astudillo Castro, que también fuera objetada hasta por las autoridades judiciales.

El fiscal Jorge Viego formuló la denuncia.

   Viego, que está a cargo de la causa Katherine desde febrero de 2018, dijo que se sintió agraviado cuando Aparicio lo atacó públicamente por esa investigación, al formular declaraciones públicas en el marco de la muerte del chico de Pedro Luro.

   Antes que nada, remarcó que la causa por el asesinato en Monte Hermoso es "de suma complejidad" porque presenta "testimonios contradictorios en distintos sentidos" que no hacen otra cosa que provocar una "colisión" entre las distintas hipótesis.

   Según la denuncia, el abogado particular alude públicamente a la relación del caso de Monte Hermoso con “el poder político”, pero nunca aportó una prueba a tal fin y cuando se le pidió una declaración testimonial para dar a conocer los datos que pudiera tener en ese sentido, respondió en forma negativa “con actitud beligerante e irrespetuosa”.

   Se le ofreció hacer un informe por escrito pero tampoco lo presentó.

Choque de intereses

   Por otro lado, la hipótesis que sostiene “no encuentra respaldo por ahora” en la causa. De lo contrario hubiera pedido detenciones y no lo hizo.

   Se quejó Aparicio porque no se le dio acceso al legajo reservado de la causa Katherine, pero el fiscal Mauricio del Cero -antecesor de Viego- lo había fundamentado al notar un choque de intereses en la participación del letrado.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Es que Aparicio, como defensor de dos de los condenados por el linchamiento de Juan Carlos “Canini” González -a quien en principio se responsabilizaba por el asesinato de la chica- afirmó que González “no es completamente ajeno a los hechos (de Katherine).

   Es decir que “defendió” a quienes “mataron una prueba crucial” para los intereses del particular damnificado en la causa principal.

A Katherine Moscoso la asesinaron en mayo de 2015. Todavía no hay culpables por el hecho.

   “En síntesis, se convirtió en defensor y acusador simultáneo, en causas separadas pero íntimamente ligadas”, ampió Viego.

   También marcó como un “perjuicio real, grave y concreto” el hecho de expresar repetidamente en público la supuesta conexión del poder político y el narcotráfico, con lo cual infundió temor y alejó la posibilidad de cualquier nuevo aporte testimonial.

   “Instaló una duda insalvable que atenta en lo inmediato seriamente contra el esclarecimiento del hecho”, remarcó el fiscal, antes de pedir el desplazamiento de Aparicio como particular damnificado por incurrir, además, en infracción al Código de Ética.

Un par de ejemplos

   También se citó en la denuncia una declaración testimonial, del 23 de noviembre de 2018, de un joven -acompañado por su madre- que tenía datos importantes para aportar.

   En ese marco, Aparicio interrumpió de manera agresiva la declaración porque supuestamente estaban “presionando” al testigo, pero el fiscal consultó al declarante y a su madre y negaron rotundamente esa sensación.

   Por el contrario, la interrupción de Aparicio generó un clima de nerviosismo y contraproducente para los intereses del caso.

   “No se entiende qué finalidad práctica perseguía”, se detalló. El fiscal aportó la filmación de ese acto procesal para dar cuenta de la gravedad del incidente. 

   Viego también marcó que el abogado tildó de “perejil” a un adolescente que se investigaba por el hecho y se terminó quitando la vida en agosto de 2018, pero fue el mismo Aparicio quien, el 6 de enero de ese año, en el marco de un pedido de secuestro de celulares de 22 personas, incluyó al del chico luego fallecido.

   "Mediante el citado proceder (que no considera aislado) se autopromociona profesionalmetne y utiliza la causa como herramienta política con otros fines, mientras que -llamativamente como abogado del particular damnificado- contribuye a obstaculizar el esclarecimiento del caso y ayuda a su impunidad", sostuvo el fiscal.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias