También se apoyan en la opinión de la cadena de nuestro país

Trigo HB4: los molineros brasileños se oponen al desarrollo argentino

19/10/2020 | 06:30 |

El dato no es menor, ya que se trata del principal mercado de exportación del cultivo.

Rubens Barbosa, consejero delegado de Abitrigo. / Fotos: Archivo y Emmanuel Briane-La Nueva.

Guillermo D. Rueda / grueda@lanueva.com

   Desde Abitrigo, la Asociación Brasileña de la Industria del Trigo, salieron al cruce tras la aprobación —la última semana— por parte del ministerio de Agricultura argentino del evento de comercialización y consumo del trigo transgénico, HB4.

   “Abitrigo está en contra del uso de esta fuente alternativa de generación de alimentos”, señaló Rubens Barbosa, quien es consejero delegado de la entidad.

   La tecnología de Bioceres, desarrollada junto al Conicet, pasó las pruebas de inocuidad ambiental y sanitaria y la única condición para pasar a la fase de comercialización es la aprobación por parte de Brasil.

   La referencia no es menor, ya que el 85 % de la exportación de nuestro país se destina al país del norte sudamericano.

   Desde Brasil admitieron que el trigo argentino representa la mayor fuente de suministro, con alrededor del 60 %, que se complementa con trigo local (30 %) y otras fuentes (10 %).

   También señalaron que, en una encuesta interna realizada desde Abitrigo a los molineros, el 85 % no estaba a favor de utilizar trigo transgénico y el 90 % dijo estar dispuesto a detener sus compras de trigo argentino, en caso de que comenzara la producción comercial en ese país y exportara al país.

   “Las opiniones emitidas en eventos regulatorios, juicios, declaraciones de consumidores y agencias de protección al consumidor permiten inferir que el mercado brasileño es reactivo y preocupado por la adopción de alimentos transgénicos”, sostuvo.

   También señaló que, a medida que se autorice la comercialización a través de Brasil, se agregarán importantes costos de control al proceso de importación, lo que tendrá consecuencias en los precios al consumidor.

“No hemos identificado ningún movimiento en la demanda de los consumidores brasileños por soluciones transgénicas; por el contrario, existen manifestaciones publicadas por asociaciones de consumidores con restricciones al uso de productos transgénicos”, dijo Barbosa.
Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Recordó que, desde hace aproximadamente 30 años, el tema ha sido objeto de análisis por parte de la comunidad científica internacional, gobiernos y consumidores de países que cuentan con fuentes alimentarias esenciales en el trigo, como Canadá, Estados Unidos, Australia y la Comunidad Europea, donde el consumo per cápita supera dos veces el consumo brasileño.

   “Estos análisis han determinado, hasta el momento, la no aprobación del uso de trigo transgénico porque no se han identificado beneficios evidentes para las personas, siendo el objeto exclusivo de buscar incrementar la productividad del campo. El tema está presente en el entorno de investigación sometido a estrictos parámetros de control”, explicó.

Ver / Trigo HB4: ¿Por qué la cadena dice que conlleva un “riesgo económico extraordinario”?

   También que el informe de la FAO sobre trigo transgénico registra sólo dos variedades aprobadas en el mundo, una en los Estados Unidos, de 2004, lo que generó grandes repercusiones negativas a nivel mundial y la interrupción de su producción y comercialización y la otra variedad aprobada ahora en Argentina, aún sin comercialización.

   “En contacto con entidades representativas de la cadena triguera en Argentina, como la Federación Argentina de la Industria Molinera; las Cámaras de Arbitraje Argentinas y la Asociación Argentina de Exportadores fuimos informados de la posición contra la producción y comercialización de productos transgénicos, expresada públicamente a las autoridades de ese país”, comentó.

   Barbosa aseguró que Abitrigo siempre ha apoyado el avance de la investigación científica del trigo en Brasil, que prioriza la seguridad alimentaria en sus desarrollos, siempre en línea con las demandas de los consumidores y sin descuidar los factores de productividad necesarios en el campo.

   Asimismo, que este proceso, liderado por Embrapa e investigación privada, ha promovido grandes avances en la calidad y productividad del trigo, sin necesidad de utilizar tecnología de modificación genética.

Ver / Trigo HB4: la tecnología de tolerancia a la sequía ya es una realidad

   “Por estos motivos, Abitrigo se opondrá a la comercialización tanto de harina transgénica como de trigo en el transcurso de la audiencia pública convocada por CTMBIO, a solicitud de una empresa argentina productora de trigo transgénico”, dijo.

   En la misma línea, la Asociación solicitará a las entidades gubernamentales brasileñas que no autoricen la comercialización de estos productos en Brasil

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias