Triste noticia

"Bella Vista y Olimpo fueron los clubes de mi contención", había dicho no hace mucho el Cota Alvarez

9/11/2019 | 13:40 |

El 9 de Choele Choel falleció a los 50 años y el fútbol de la Liga del Sur está de luto.

 

Fotos: Archivo-La Nueva.

Por Sergio Daniel Peyssé / speysse@lanueva.com

   “Llegué a sentir y hasta querer a los equipos por donde pasé, pero Bella Vista y Olimpo fueron los clubes de mi contención”.

   Esa frase le dejó Mario Jorge Alvarez a La Nueva. la última vez que pisó el césped del estadio Carminatti, el 10 de septiembre de 2016, cuando en la previa de un Olimpo-Lanús por el torneo de AFA de Primera división, la dirigencia agasajó y homenajeó al plantel aurinegro que en 1996 consiguió el ascenso a la B Nacional y del cual el Cota fue héroe y figura.

Falleció Mario "Cota" Alvarez, exgloria de Olimpo y Bella Vista

   El “9”, ídolo de unos cuantos hinchas olimpienses que hoy pintan canas, falleció a los 50 años víctima de un infarto, por lo que el fútbol de la Liga del Sur está de luto después de tan triste noticia.

   En nuestro medio, el Cota de Choele Choel disputó 50 partidos en Bella Vista, entre Promocional, Oficial y Torneo del Interior, mientras que en Olimpo (Liga, Argentino A, B Nacional, Promocional y Reserva de AFA) sumó 141 presencias en tres procesos distintos.

   Su extensa carrera también incluye Cipolletti, Atlético Tucumán, Independiente Rivadavia, Independiente de Neuquén, Nuñorco de Tucumán, Pumas de la UNAM (Méjico), Deportivo Quito y Bercelona de Guayaquil.

   Sin embargo, donde será idolatrado eternamente es en el “Decano” tucumano, donde fue goleador y referente en las temporadas 97-98 y 99-00.

   “En Atlético faltó que me den la llave del club y que me regalen todo. Me hicieron sentir Dios, por la calle mucha gente se paraba a sacarse una foto, me abrazaba y se largaba a llorar. Todo lo vivido fue muy fuerte”, había declarado el Cota tras su paso por el elenco de la capital tucumana.

   Marcó goles de todos los colores, pero para él simpre hubo uno especial: “el que le hice a Villa Mitre en la tercera y definitiva final por el ascenso a la B Nacional. Marqué el segundo por encima del arquero, sentenciamos el pleito y ellos se murieron”, había sido su apreciación sobre aquel 2-0 sobre el tricolor, aquella famosa y emocionante noche del 7 de agosto de 1996 para todo el pueblo aurinegro.

   Sus restos son velados en el gimnasio del club Sportsman, donde hizo sus primeros pasos como deportista.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias