Mundo Gremial

El baile y la diversión van de la mano con la "profe" Andrea

4/11/2019 | 07:10 |

En Rodríguez 60, las clases se dictan los martes y jueves de 14 a 15. Se viene la fiesta de fin de año en el teatro Don Bosco. 

Andrea Schillizzi, a cargo de las clases de baile. Fotos: Pablo Presti-La Nueva.

   El baile es una de las mejores formas de ejercicio. Entre otros beneficios, permite quemar calorías y desarrollar fuerza y flexibilidad, además de mejorar el estado de ánimo.

   Y si todo va complementado con una buena "profe" se genera un vínculo perfecto, apto para todas las edades.

   Desde hace 4 años, la Asociación Empleados de Comercio implementó el baile para sus afiliados  y hoy se puede afirmar que es un verdadero acierto del que disfrutan mujeres de todas las edades, desde niñas de 3 años hasta adultas con ganas de bailar, ejercitar, divertirte, escuchar buena música y aprender coreografías.

   "Empezamos con un grupo de 6 adultos que se animaron a bailar y hoy son más de 20. Es algo hermoso", dijo Andrea Schillizzi, quien se encarga de la enseñanza gratuita dos veces por semana: martes y jueves de 14 a 15.

   Por segundo año consecutivo, los grupos a cargo de Andrea y Antonella -su hija mayor que tiene a su cargo a las niñas- realizarán una coreografía en el Teatro Don Bosco. Y en esa ocasión la fecha elegida es el venidero domingo 10 de noviembre.

   "Es una especie de muestra anual de todo lo que las chicas bailan durante el año. Incluye  al grupo de adultos y también a las niñas de 3 años. Participan los afiliados a Empleados de Comercio y los alumnos que tengo en mi escuela particular 'Stylo Dance'", contó Andrea.

   --¿Cuánto tiempo lleva armar una buena coreografía?

   --Un buen tiempo. A principios de cada año arrancamos con la enseñanza y en el segundo semestre vamos incorporando la coreografía, con las técnicas que aprendieron, para terminar mostrando el producto final.

   --O sea una especie de sorpresa para todos.

   --Sí. Los papás, maridos, novios o chicos de cada familia pueden observar todo el trabajo que realizan las chicas durante el año. Se llevan una linda sorpresa.

   --¿Se observa una evolución en los bailarines?

   --Los progresos son notorios y también la responsabilidad de las chicas en cada clase. Siempre lo comparo con el nacimiento de uno de mis 3 hijos. Cada show es eso, ver nacer y crecer a la criatura, es algo hermoso.

   "El adulto al principio no quiere exponerse porque siente que nunca bailó o tienen algunos kilitos de más. Y luego se van soltando, mejora su figura y hasta se animan a bailar arriba de un escenario. 

   "Es hermoso observar la predisposición de todos. Y mi función es cuidarlas y hacer que disfruten de cada baile y de cada momento", sintetizó Andrea.

   --Las chicas se divierten y la familia se sorprende...

   --Es así. Cuando bajan del escenario reciben una ovación, porque los familiares no pueden creer lo que vieron, ya se por haber aprendido a bailar y por la felicidad que irradian. Para mi ese es el momento más lindo de todos.

   --¿Qué ritmos bailan?

   --Todos. Música brasilera, reggaeton, latinos, etc. Pasamos por todos los ritmos porque me gusta que aprendan a bailar.
   El grupo que realizará la coreografía en el teatro Don Bosco estará compuesto por 25 mujeres, aunque el número rondará los 60 contabilizando los alumnos de su propia escuela, que funciona en Villa Mitre (Alberdi y Parera).

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias