San Lorenzo, de Boedo a América

28/3/2018 | 19:40 |

Por
Néstor Ávila.

   Mientras lucha con grandes limitaciones para conseguir uno de los cinco lugares que otorga la Superliga de fútbol en la edición 2019 de la Copa Libertadores, el básquetbol le dio a San Lorenzo el mayor regalo en vísperas de su 110 aniversario, que se conmemorará el venidero domingo 1 de abril.

   Su gente, incondicional, fiel y creativa como pocas, reventó el pasado fin de semana las tribunas del Polideportivo Roberto Pando y adelantó la fiesta en Boedo. Y esta vez hubo reafirmación de pertenencia y celebración completa por la conquista de la Liga de las Américas lograda en el barrio de toda la vida.

   El proyecto que encabeza el vicepresidente azulgrana Marcelo Tinelli se inició en 2015 y aportó 5 títulos en solo 3 años. Cuatro fueron a nivel nacional (el bicampeonato de la LNB, el Súper 4 2017 y la Supercopa 2018) y uno, el reciente, en el ámbito internacional.

   Además, en este lapso, se convirtió en el primer equipo argentino en enfrentar a otro de la NBA (Toronto Raptors, en octubre de 2016) y completó una exitosa gira por España en la que derrotó sucesivamente a Real Madrid y Barcelona, en septiembre de 2017.

   La coronación de manera invicta en la Liga de las Américas le permitirá al Ciclón jugar probablemente en septiembre por el título intercontinental ante el vencedor de la Copa de Campeones de Europa para definir al mejor conjunto FIBA del mundo.

   Con esa competición todavía en el horizonte, San Lorenzo no se pone un techo ni se conforma. Su próximo objetivo pasará por obtener el tricampeonato de la Liga Nacional, privilegio que únicamente le pertenece a Peñarol de Mar del Plata.

   El actual puntero de la competición local planea, también, jugar en la siguiente temporada algunos amistosos con representantes de NCAA, la prestigiosa Liga Universitaria de los Estados Unidos.

   Pero no es todo. Como ocurrió en 2014 cuando el club se adjudicó la Copa Libertadores, el plantel podría visitar al papa Francisco en el Vaticano -Tinelli ya envió un mail solicitando la audiencia- para ofrendarle el flamante trofeo continental.

   El hecho, exclusivamente de marketing, no dejaría de tener impacto para el deporte de los cestos, incluso fuera de nuestras fronteras por lo que representa la figura de Sumo Pontífice.

   Con presupuestos altos y una prolija organización, San Lorenzo ha tenido muy buen “ojo” en este tiempo para la elección de sus entrenadores (Julio Lamas y Gonzalo García) y para la conformación de sus distintos planteles.

   Gustavo “Penka” Aguirre y Marcos Mata se mantienen desde el primer día y la llegada del santiagueño Gabriel Deck (el MVP del certamen americano e integrante de la selección albiceleste dirigida por el “Oveja” Sergio Hernández) ha potenciado a un equipo de sobrada jerarquía, que ha marcado diferencias con su juego y con sus características colectivas.

   Selem Safar, Matías Sandes, José Vildoza, Mathías Calfani, Dar Tucker, Justiz Ferrer, Gani Lawal y Joel Anthony, los otros calificados integrantes de la plantilla, aportan sus cualidades dentro de una formación poderosa, eficaz, de buen química y sapiente conducción técnica.

   Argumentos que hoy son suficientes para mantenerse arriba, construir más historia e ir por nuevos desafíos.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias