Carne vacuna

Por ahora, el gobierno mantiene la comercialización de la media res

8/12/2021 | 14:40 |

El Ejecutivo prorrogó por unos meses más de puesta en marcha de la resolución dada a conocer en abril pasado.

Fotos: Archivo La Nueva.

   El gobierno nacional decidió prorrogar, por ahora, el reemplazo de la comercialización de la media res de carne por la distribución por trozos. La medida está lejos de ser cancelada, pero por el momento se irá exigiendo a los frigoríficos que se vayan adecuando a la disposición.

   La decisión de avanzar a un sistema de troceo había sido anunciada en abril desde el Estado y, más allá de la prórroga, fue ratificada ayer por el ministerio de Agricultura que dirige Julián Domínguez. Puntualmente, se había dispuesto que la salida de carne al comercio minorista solo se llevara a cabo en trozos individuales de no más de 32 kilos, cuando en la actualidad una media res para consumo local puede pesar entre 80 y 130 kilos, aunque algunas pueden tener más.

   En un encuentro que mantuvo con integrantes de la cadena de la carne, el ministro planteó la necesidad de avanzar hacia una comercialización más eficiente. Además, quienes participaron de la reunión reconocieron que se realizará “un estudio objetivo” para el mediano plazo y que todavía no hay una fecha definida para la instrumentación.

   También se buscaría la forma de canalizar una ayuda financiera para las firmas que requieran hacer inversiones y adaptaciones. Esto se realizaría, en principio, a través de la secretaría de la Pequeña y Mediana Empresa y los Emprendedores.

   En abril, la decisión había sido bien recibida por exportadores que creen en la necesidad de una comercialización más eficiente, incluso con el cuarteo. Sin embargo, otros sectores de la cadena comercial habían alertado sobre la necesidad de hacer inversiones en las plantas frigoríficas no preparadas para ello e incluso para el transporte, ya que los camiones están acondicionados para llevar la media res.

   Para el gobierno nacional, era necesario “modernizar la cadena de distribución de carnes en medias reses, para pasar a una distribución por trozos anatómicos de menor peso que le permita a los abastecedores realizar una mejor asignación de los trozos de acuerdo a las necesidades de cada mercado minorista”.

   Además, se había manifestado la necesidad de “cuidar del bienestar físico de los trabajadores del sector cárnico, evitando que transporten con su cuerpo medias reses de pesos muy superiores a los convenios y a la OIT”. (La Nación)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias