Bahía Blanca | Miércoles, 05 de octubre

Bahía Blanca | Miércoles, 05 de octubre

Bahía Blanca | Miércoles, 05 de octubre

Racing-Boca: el penal que Rapallini no cobró y la “discusión” entre Benedetto y Zambrano

El Xeneize reclamó un claro penal a su favor en la última jugada por mano de Gómez de Racing, pero el árbitro principal decidió no sancionar la pena máxima pese a revisar el VAR.

Foto: NA

   Boca y Racing igualaron 0 a 0 en el clásico de la fecha 13 de la Liga Profesional, en un encuentro que terminó con una polémica sobre el final cuando en la última jugada, Fernando Rapallini revisó en el VAR por una mano adentro del área de la Academia, pero no cobró penal a favor del Xeneize.

   Transcurría el tiempo adicionado del complemento cuando Jonathan Gómez disputó una pelota con Sebastián Villa, la cual derivó en la resbalada del mediocampista de Racing y la pelota quedó enredada entre su cuerpo y su mano, con la cual hizo un movimiento para retenerla.

   El partido estaba por terminar, pero desde el VAR llamaron a Rapallini para que revisara la jugada. De todos modos, el árbitro, quien se acercó a la pantalla para verla, insólitamente decidió no cobrar penal y cerrar el encuentro.

   El árbitro vuelve a estar en el ojo de la tormenta, ya que en el último encuentro que dirigió, entre Independiente-River, no cobró un clarísimo penal de Sergio Barreto sobre Miguel Borja, y este fin de semana volvió a repetir la historia.

Ibarra confirmó que hubo una “discusión” entre Benedetto y Zambrano

   La floja primera parte de Boca Juniors ante Racing, en la que fue claramente superado, tuvo consecuencias en el Xeneize. Es que en el entretiempo se vio cómo Darío Benedetto se enojó con sus compañeros en el campo de juego. Allí incluso se pudo observar que hablaba con Carlos Zambrano tapándose los labios. Lo curioso es que al regreso al césped, el defensor peruano lució lesiones en su rostro.

   Enseguida, en la transmisión informaron que se habían peleado el delantero y el defensor en el túnel camino al vestuario. El inicio de la tensión entre ambos surgió a los 39 minutos de acción, cuando un error de cálculo del peruano provocó una salida en falso de Rossi y un anticipo de Gabriel Hauche, que por centímetros no fue gol: tras el cabezazo, la pelota salió apenas desviada. De inmediato, Pipa Benedetto se acercó al arquero de Boca Juniors y con fuertes ademanes dio a entender que se la jugara él y no confiara en Zambrano, quien lo advirtió y se lo recriminó.

   Pues bien, a la salida del vestuario, el entrenador Hugo Ibarra confirmó que algo sucedió entre ambos: “Hubo una discusión, nada más que eso, después te puedo hablar del partido. No tengo la menor idea de lo que fue, lo voy a charlar, lo hablaré, pero sé que hubo una discusión”.

   Consultado sobre si la hinchazón en el rostro del zaguero era una consecuencia de un golpe del Pipa, lo relativizó: “No tengo idea, se jugaron 90 minutos, quizás hubo algo que pudo haber sucedido en el partido; sé que hubo una discusión pero nada más”.

   Eso sí, el exlateral no renegó de la posibilidad de una pelea en el grupo que comanda: “No me preocupa, siempre hubo discusiones en los planteles, es parte del fútbol, para mejorar tiene que haber discusiones”. (NA e Infobae)