Economía, salud y territorio

Espacio recuperado para convertir en oportunidades

6/6/2020 | 07:30 |

La pandemia posibilitará, por ejemplo, mirar modelos de producción y consumo local, lejos de la globalización.

Doctora Diana Durán (derecha).

   Ecuación difícil por estos días la que combina los términos economía, salud y territorio.

   "Sin embargo, podemos examinar algunos conceptos y argumentos que permiten relacionarlos en tiempos de la pandemia por COVID-19", dijo la doctora Diana Durán.

   En la actualidad, las comunidades intensifican la dimensión (territorial) local, como un espacio recuperado de solidaridad, con nuevas formas de construir comunidades a través de múltiples modalidades, que deberían convertirse en nuevas oportunidades para el desarrollo, según entiende la directora del Centro de Estudios Geográficos "Florentino Ameghino".

   "A ello se agrega la intensificación de los intercambios sociales, culturales y económicos que se realizan a través de la red, como el teletrabajo, la educación virtual o a distancia, la eclosión de las webinars (entre estudiantes y docentes, gestores, políticos, familias, y otros actores sociales) y el renovado papel de las redes sociales".

   "Los sistemas locales ya no se verán tan 'sometidos a la globalización' sino que podrán reinventarse al haber regiones y localidades ganadoras y perdedoras y nuevas oportunidades que no se deben desechar.  Por ejemplo, en esta pandemia se ha vuelto al barrio, a las actividades próximas desde el punto de vista territorial, y a la revisión de la movilidad con lo cual también se modifican los modelos de producción y de consumo en las ciudades". 

   "Habrá que repensar estas cuestiones en nuestro ámbito local (Punta Alta y Coronel Rosales) y evitar sumirse en la coyuntura por sobre el desarrollo local", agregó.

   Durán sostuvo que a pesar de las emergencias, también es indispensable poner énfasis en los temas estructurales del territorio y la sociedad local, como el ordenamiento territorial, la planificación, el nuevo Código de Zonificación, entre otros.

   Luego citó a David Harvey, quien "explicaba en 2005 y mantiene su vigencia, que la relación entre las escalas es compleja y el sistema-mundo no anula lo local, sino que se multiplican los actores subestatales y locales, y propone buscar 'espacios de la esperanza' que integren el desarrollo social y, agregamos, local".

Pensar el futuro

   "Reflexionemos también que a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (erradicar la pobreza y el hambre, la educación universal, la igualdad entre géneros, la reducción de la mortalidad infantil, la mejora de la salud materna, el combate del VIH/SIDA, la sostenibilidad del medio ambiente y la asociación mundial) habrá que agregar la pandemia del COVID-19 y la revisión profunda de todos ellos".

   En tal sentido, recurrió a Pedro Reques Velasco (2020) quien propone “reinventar el futuro” en base a pilares como la innovación, la ciencia, la tecnología, los servicios públicos de calidad, la sustentabilidad del ambiente, la agricultura familiar, el turismo sustentable, el comercio de proximidad, el capital humano y una industrialización basada en cuestiones vinculadas con la investigación y el desarrollo tecnológico con capacidad para dar respuesta a las cadenas de suministro básicas ligadas a este tipo de crisis sanitarias.

Rever teorías y el significado de las ciudades

"El territorio es poder sobre las relaciones internacionales, los transportes y las comunicaciones. Las vinculaciones internacionales en tiempos del COVID están trastocadas de tal manera, que de la intensa globalización se pasó súbitamente a fronteras aisladas que, en términos geopolíticos, vuelven a poner en el centro la relevancia del Estado Nación que las ciencias sociales consideraban declinante".
"Sin embargo, hoy se pone el acento en las diversas situaciones por la que pasan los Estados según sus contextos sanitarios. Italia, España, Estados Unidos, Reino Unido, China dan cuenta de ello. Sus evoluciones en torno a la pandemia han sido diversas y complejas".
"Los geógrafos sostenían antes de la pandemia que la globalización había derrumbado la idea de vivir en territorios cerrados y delimitados por los límites políticos de los Estados nacionales, mientras que en un 'mundo sin fronteras', la noción de Estado era insuficiente para la organización de la actividad humana y económica. Las ciencias sociales deberán rever sus teorías que han devuelto un papel significativo a los Estados y también a las ciudades", dijo.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias