La nobleza del contacto entre los canes del K9 y los más chiquitos

Gastos e inversión. Nuevos animales

La nobleza del contacto entre los canes del K9 y los más chiquitos

20/4/2019 | 08:00 |

El grupo visita a los establecimientos educativos que así lo solicitan. Es una caricia para los perros que a diario realizan prácticas con sus adiestradores y una enseñanza y alegría para los menores.

Natalia Miguel
nmiguel@lanueva.com


Para los canes significa un juego, un momento de descanso donde son receptores de cálidas caricias de las pequeñas manos de los chicos, que los reciben con suma alegría.
Para los niños es establecer contacto con los perros entrenados, despejar curiosidades y generar un clima de felicidad y entusiasmo (según los entendidos, mediante los mecanismos naturales internos), además de acceder a ciertos conocimientos básicos para luego trasladar a las aulas.
Todo esto se logra en un simple encuentro entre los animales que forman parte del grupo K9, que depende de la Asociación Bomberos Voluntarios de Punta Alta, y los alumnos de los establecimientos educativos, quienes mediante sus directivos convocan a la institución que tiene su sede en Pasaje Giorno sin número y el cuartel central en Mitre al 500.
El encargado del grupo, Pedro Gómez Peña dijo a La Nueva. que "siempre tratamos de interactuar con la comunidad y en la medida de nuestras posibilidades nos hacemos una escapadita a las escuelas o instituciones que nos convocan".
"Es una caricia más para los perros, que son los más importantes dentro de nuestra agrupación", destacó.
En tanto indicó que para los menores es "un momento para sacarse las dudas, observar con admiración la obediencia que tienen los canes y jugar con ellos".
"Todo esto es sumamente agradable. Pero no debemos olvidar la función del perro, que es una herramienta de trabajo y no una mascota", agregó.
"Los chicos quieren saber en qué consiste el entrenamiento, quiénes llevan adelante ese trabajo, si salen a pasear, qué alimentos consumen los perros, si reciben premios y con qué se divierten".
"Nosotros les explicamos las señales de comunicación de los canes. Los nuestros, generalmente, hacen marcaciones pasivas, se sientan o se quedan quietos en el lugar,  además de otros factores vinculantes con el adiestrador o el guía, como la posición de la cola o como se desespera el animal cuando encuentra el objetivo".
"El entrenamiento es diario. Con una pista específica, se trabaja no menos de tres veces a la semana, pero también hay paseos. Es importante que el can camine al lado del guía para mantener siempre activo el vínculo. Así el perro se siente seguro con su adiestrador y, al mismo tiempo, la persona se siente seguro sobre como está trabajando su perro".
Recambio
Hoy se cuenta con cuatro canes operativos.
"Tenemos ocho perros. Y estamos justo en el recambio. A finales de año, tres de ellos pasarán a retiro por su edad. Ya tienen 10 años. Estamos preparando los cachorros. Para ello adquirimos razas específicas para Búsqueda y Rescate".

La gente brinda su ayuda, pero siempre se necesita.
Son ocho los adiestradores. "La cantidad es justa. Para nosotros lo ideal sería dos personas por perro. Seguimos trabajando de manera recargada y pensamos que en poco tiempo vamos a poder contar con más recursos humanos. Es difícil, pero por lo general hemos tenido muy buena convocatoria y apoyo".
"Siempre se necesitan cosas. Nosotros dependemos de Bomberos y todo sale del mismo fondo económico. Por eso pedimos a los vecinos que se acerquen a la institución y que se hagan socios. Nosotros, por ejemplo, tenemos un gasto fijo en alimento. En el predio debemos hacer unos caniles más. Ya presentamos el proyecto en la comisión directiva".

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias