Bahía Blanca | Jueves, 18 de abril

Bahía Blanca | Jueves, 18 de abril

Bahía Blanca | Jueves, 18 de abril

El cruce con un participante de Masterchef: “Germán me odia”

En la noche que tuvieron que cocinar las milanesas más ricas de su infancia, uno de los integrantes del reality confesó lo que piensa de uno de los jurados.

"No le gusta nada", se dijo el participante a sí mismo.

Durante la noche del jueves, los participantes de Masterchef, el reality de Telefe, tuvieron que apelar a un recuerdo de su infancia y llevar a la práctica un sabroso plato de milanesas.

“Vamos a viajar a la infancia y también hagamos viajar a nuestros jurados”, pidió Wanda Nara, en su rol de conductora, apenas arrancó la competencia.

“Para mí hoy el 50 por ciento es la historia que cuenten”, dijo Germán Martitegui cuando anunció que los cocineros amateurs tenían que elaborar un plato bien argentino: milanesas con puré y con varias guarniciones a su gusto.

“Mi abuela mezclaba pan rallado pero el pan era como un lactal casi deshidratado, crocantísimo. Me parecía mágico que lo sellaba en manteca”, le contó Rodolfo a Damián Betular, en tono de emoción.

“La salsa es de tomate, va con ajo, tomillo, puerro, y también hago un mole que te quedas bizco”, broméo con el pastelero.

Antonio se basó en el ingrediente exclusivo de su receta: la papa. “Como una provenzal que puede llevar papa o huevo”, anunció antes de poner manos a la obra frente a los ingredientes que había traído del mercado.

Cuando pasaron los primeros 15 minutos, Wanda Nara les avisó a los jugadores que les quedaban 45 para terminar las milanesas de sus infancias.

 

“¿Qué recordás más de tu infancia?”, le preguntó Donato De Santis a Canela. “Solo pude pensar en mi abuela Nelli”, dijo la joven.

Y continuó: “Mi abuela es primera generación nacida acá en Argentina, sus abuelos vinieron de Damasco, quiero que con este plato Donato se ponga en situación de cuando mi abuela mi iba a buscar al colegio y comíamos con mis primos todos juntos. Como toda Bobe judía que hace milanesas de peceto”, aseguró.

Cuando De Santis pasó por la cocina de Juan Ignacio le preguntó a dónde lo llevaría su recuerdo de infancia. “A mi abuela materna, ella hacía unas milanesas exquisitas. Le ponía ajo, sal, pimienta, perejil y cilantro al huevo”. “¡Vamos Nacho!”, lo alentó el italiano.

Cuando fue el turno de Germán de acercarse a la estación de los jugadores, comenzó por Juan Francisco. “¿Te cortaste? No es nada ese corte”, le dijo el chef al participante apenas le vio el dedo con un poco de sangre.

“Esto sin la historia es medio como modernito”, continuó en tono de crítica. “¿Y el aderezo?”, interrogó. Juan respondió que pensaba armar una salsa con mostaza y miel. “¿Tenés una fruta?”, le dijo Germán para sumar sabor. “¿Fruta? Alguien tiene una fruta”? bromeó el joven sin entender la propuesta del chef.

“Germán me odia”, arrancó diciéndole a la cámara Rodrigo, a solas. Y siguió con su explicación: “Estoy tratando de hacer tiritas de milanesas. ¿No te gusta? no te gusta nada...le preguntó a Martitegui y se respondió a sí mismo sin esperar la respuesta. Germán le sacó la libreta que tenía en sus manos y expresó: “Uh no, ahora empezamos con el dibujo”, mientras trataba de interpretar la receta.

Finalmente, Rodrigo pudo explicar lo que estaba elaborando. “Te cuento mi inspiración: era un plato de mi abuela que hacía milanesas gordas. Ella ponía huevos, pan duro y papas”.

Pero Germán siguió sin comprender y le consultó por la milanesa. “Pero no tiene nada que ver lo que estás haciendo con la milanesa. De la única manera que esto puede funcionar y yo nunca te lo dije: a Damián le gusta mucho cortar la milanesa en tiritas frías de la heladera”, le dijo a modo de secreto. “Pero después no digas que yo te dije todo esto”, concluyó antes de retirarse.

Sin embargo, cuando se reunieron los tres jurados, Martitegui confesó lo que le había sugerido al participante y Damián se entusiasmó: “¿Me la va a dar fría?”. Acto seguido, Betular fue a la estación del joven y le dijo: “Rodrigo, Germán me prometió cosas”, haciendo alusión a la presentación de su plato, en versión de milanesa fría. (Infobae)