Bahía Blanca | Lunes, 20 de mayo

Bahía Blanca | Lunes, 20 de mayo

Bahía Blanca | Lunes, 20 de mayo

Olimpo no pudo dar el golpe ante Boca, pero se vuelve a Bahía con algo positivo

El aurinegro perdió por 2 a 1 y quedó eliminado en Chaco. El xeneize se cruzará con el ganador de la llave entre Barracas Central y Estudiantes de Caseros.

Foto: Rodrigo García-La Nueva.

(Enviado a Resistencia, Chaco)

Olimpo perdió esta noche ante Boca y quedó eliminado en los 32avos de final de la Copa Argentina.

Pese a merecer algo más, el equipo bahiense cayó por 2 a 1 y se despidió del certamen nacional tras el partido disputado en Resistencia, Chaco.

Es que el aurinegro jugó un primer tiempo casi sin fisuras, pero ante esta clase de equipos gigantescos -ya se dijo mil veces pero no por eso deja de ser cierto- no le podes dejar ni una. Ni media. Nada...

Encima, después sufrió un penal mal cobrado por Lucas Comesaña en el complemento, que lo terminó de liquidar.

Lejos de mostrar su mejor versión, el xeneize llegó al gol primer gol una jugada en la que un despeje corto con los puños de Martín García encontró a Sández bien parado y la defensa bahiense hundida; el lateral no perdonó y estampó el 1 a 0 desde la medialuna.

Pese a la desventaja, el equipo que conduce Arnaldo Sialle se había mostrado confiable y entero, limando en la cancha las dos categorías de diferencia que hay en los papeles.

Con todos los jugadores cumpliendo su libreto individual a la perfección logró generar una buena labor equipista ante un rival en la previa superior y de probada jerarquía.

Tras unos primeros minutos de desfachatez y de jugar en campo rival, con la solidaridad y el orden táctico como banderas principales, Olimpo fue agresivo en cada pelota dividida y sólo sufrió cuando perdió superioridad en los duelos individuales, sobre todo por las bandas o cuando Benedetto o Merentiel flotaban entre defensores y mediocampistas.

En ese plan casi perfecto, Toledo aguantó de espaldas, generó aire y también bajó a dar una mano, al igual que Amarilla que además de intentar ser el que cambiaba de ritmo en los metros finales, fue la sombra de Varela cada vez que su equipo perdía la pelota para que el "5" boquense no maneje los hilos del partido.

Ramírez y Cevasco intentaban cubrir el eje, los laterales y carrileros tapaban las bandas y los centrales se mostraron con firmeza, sobre todo Lazza, quien también se animó a salir con clase desde el fondo.

Con esas premisas, pudo atender a todos los posibles peligros que puede generar un equipo como Boca, que fue apenas más incisivo en un contexto de paridad.

  

Por todo eso enumerado, Olimpo, pese a ceder la posesión en parte del juego, siempre se intentó mostrar agresivo y amenazante y cuidando de retroceder con velocidad para no sufrir a campo abierto ante un rival que con espacios es letal.

Ni si quiera el gol en contra le hizo cambiar la postura a los bahienses, que asimilaron bien el golpe y se mantuvieron, aunque se fueron al vestuario con las manos vacías.

Al regreso del descanso, tuvo la chance de igualar todo y volver a cero e, incluso, ponerle algo de justicia al resultado pero el cabezazo en soledad de Agustín Lazza, tras un córner, se fue al lado del palo de García que miraba estático.

Luego, el trámite fue algo más abierto, ya que con la desventaja el aurinegro se adelantó en el campo e intentó jugar unos metros más arriba y volvió a generar peligro, esta vez por la derecha y con la llegada de Toledo, que encontró una buena respuesta del 1 boquense.

En ese contexto, el elenco de nuestra ciudad supo adaptarse al ritmo de juego y mantenerse en partido, para ir en busca de la estocada final que le permitiera igualar el partido.

Incluso ya con Villa, Langoni y Ezequiel Fernández en cancha por el lado de Boca, el aurinegro intentó asociarse para llegar al gol, aunque el penal cobrado por Comesaña terminó de enterrar las ilusiones del aurinegro.

El descuento de Hadad de arremetida, a los 89, fue un pequeño premio y algo de justicia para el resultado pero no alcanzó y, finalmente, Olimpo no pudo dar el batacazo.

No obstante, el aurinegro volvió a Bahía sin la clasificación aunque con un montón de cosas positivas para potenciar e ir en busca su verdadero objetivo: el ascenso.


La síntesis

-Olimpo (4-4-2)

M. García 5

Antúnes 5

S. Álvarez 5

Lazza 6

Perotti 6

Affranchino (c) 5

Ramírez 5

Cevasco 6

S. Gutiérrez 5

Amarilla 5

Toledo 6

DT: Arnaldo Sialle.

 

-Boca (4-3-1-2)

J. García (C) 5

Weigandt 6

Roncaglia 6

Valentini 5

Sández 6

Medina 6

Varela 6

J.Ramírez 5 

Payero 5

Merentiel 5

Benedetto 6

DT: Hugo Ibarra

PT. Gol de Sandez (B), a los 36m.

ST. Goles de Benedetto (B), a los 33m y de penal, y Hadad (O), a los 44m.

Cambios. 70m. Hadad por Amarilla y Araujo por S. Gutiérrez, 84m. Vila por Affranchino, Trejo por Toledo y Freire por Cevasco, en Olimpo. 61m. Villa por Payero, 71m. E. Fernández por Medina y Langoni por Merentiel, 80m. G. Morales por Benedetto y D. González por J. Ramírez, en Boca.

Amonestados. Perotti (52m.), Cevasco (76m.), en Olimpo; Valentini (31m.), en Boca.

Árbitro. Lucas Comesaña (4).

Cancha. Sarmiento de Resistencia (buena).


¡Qué elegancia!

Todos los jugadores de Olimpo llegaron con el mismo look al estadio Centenario: jean azul y chomba oficial negra.

Uno por uno bajaron del micro con la misma vestimenta, aunque cada uno le dio su toque con el calzado.

Ya en la cancha, el equipo estrenó la coqueta nueva equipación suplente, con la camiseta con fondo blanco y una "v" aurinegra en el pecho.