Bahía Blanca | Viernes, 17 de mayo

Bahía Blanca | Viernes, 17 de mayo

Bahía Blanca | Viernes, 17 de mayo

“Es un campeonato durísimo, ningún equipo va de vacaciones a Bermuda”, dijo Franco Fasano

El bahiense fue campeón del World Rugby Classic con el combinado argentino de veteranos. 

Del CASI a Bermuda: Fasano (a la derecha), junto al técnico Eliseo Branca (centro) y Pablo Gambarini.

(Nota de la edición impresa)

Luego de la consagración en el World Rugby Classic disputado en la isla Bermuda, el bahiense Franco Fasano habló de su primera experiencia en el tradicional mundial de rugby de veteranos.

Con Argentina Legends, el wing de 40 años recuperó el título para nuestro país. En una curiosa final ante Francia, que ganó el equipo argentino por 3-0.

El año pasado el título quedó en manos francesas por la mínima (21-20), con la participación de los también bahienses Bernardo Stortoni y Juan Manuel Doria.

-¿Fuiste pensando que podían ser campeones?

-Lograr el campeonato fue el objetivo y la frutilla del postre a la vez. Existía la esperanza, por la historia de Argentina Legends de haber ganado cinco títulos. Se habló de recuperar el campeonato que no se pudo lograr el año pasado, cuando se perdió con Francia por la mínima y al final del partido. Argentina lo ganó por última vez en 2019. Fuimos con la ilusión de ganarlo pero sabiendo que era difícil. Había que jugar a mil para lograrlo.

-Por desarrollarse en un lugar paradisíaco, ¿Participar significa ir de vacaciones o los equipos lo toman en serio?

-Es difícil de explicar y entender. No se llega a comprender la diferencia hasta que no estás ahí. Se trata de un campeonato físicamente durísimo. Ningún equipo va de vacaciones a Bermuda. Después sí, tiene su parte recreativa, porque es un paraíso. Estás en un hotel con salida a la playa por ejemplo. Pero no hubo un día en que no hayamos entrenado, con recuperación, con hielo, con elongación... Hacíamos todo lo que se hace cuando se juega. Hacíamos un poco de playa o pileta en algún momento libre, pero después todos nos íbamos a descansar para jugar a la noche. Tiene mucho de similitud con un mundial real, con un poco de relax por el lugar en el que estás. La verdad es que no vi a ningún equipo que hubiera ido de paseo.

-A Italia le ganaron muy bien (44-0).

-Tienen un equipo grande físicamente, pero con poco ritmo. Cuando les movimos un poco la pelota hicimos la diferencia. Después de ese partido debut, que es como la fase de grupos, pasamos a jugar semifinales por Copa de Oro o Copa de Plata según fuera el resultado. Nosotros ganamos y cruzamos contra el ganador de Lions y Sudáfrica, con triunfo de los primeros (7-5). Lions eran muy grandes. Muchos fueron profesionales en el campeonato inglés, irlandés y escocés. Fue bastante duro, a pesar que les ganamos 25-0. Pero estábamos 10-0 arriba a falta de dos o tres minutos. Sudáfrica también tuvo algunos ex Springboks. En general, la  gran diferencia que marcó Argentina fue tomárselo más serio que el resto, en algunos puntos. Por ahí al cuidarnos un poco más y entrenar más, aunque los otros no es que estaban en la playa cuando íbamos a mover a la mañana.

-¿Por qué tan bajo marcador en la final contra Francia?

-Como lo mostró el resultado (3-0), fue un partido cerradísimo. Pudimos  haber marcado algún try, porque tuvimos un par de oportunidades. Fue un partido duro pero no tan físico como contra los Lions. Lo que tuvo la final fue que significó nuestro tercer partido en ocho días. Francia había jugado la semifinal el lunes contra Irlanda y nosotros jugamos el martes a la noche y la final el jueves. No hubo suficiente tiempo de recuperación para nosotros con un día, mientras Francia tuvo dos. En este tipo de torneos los cambios son fundamentales. Además, el scrum no se empuja, los tiempos son de 30 minutos y tenés todos los cambios que quieras, en planteles de 23. La final se dio medio como la imaginamos. Sabíamos que Francia se largaba a jugar con pelotas recuperadas. O que ensusiaban mucho los rucks, al límite de la infracción. Para mi gusto demasiado sucios en varios pasajes del partido. Por eso salió un trámite muy parejo. Tuvimos un par de oportunidades que no pudimos concretar. Pero cuando nos plantamos a defender, lo hicimos de manera increíble. El 3-0 suena feo, pero hicimos mucho hincapié en la defensa. En el torneo no nos marcaron un punto.

Plantel y staff

Este fue el plantel de Argentina Legends, campeón del World Rugby Classic 2023: Javier Alianelli, Federico Amelong, Franco Fasano, Patricio Sánchez Argüello, Gabriel Ascárate, Francisco De Baggio, Alejandro Campos, Joaquín Brugo, Juan Cassina, Federico Castilla, Mauro Comuzzi, Emiliano Dalla Fontana, Pablo Gambarini, Ignacio Marino, Juan Marsano, Juan Médica, Román Miralles, Tomás Morixe, Agustín Gómez Di Nardo, Martín Núñez y Gonzalo Tiesi (capitán).

Staff: Eliseo Branca (DT), Rafael Madero (DT), Mario Larrain y Mario Botta (médicos), Sebastián Salvat, Martín Yangüela, Martín Lerga y Claudio Cid fueron asistentes técnicos y Rodolfo Ventura (mánager).