Bahía Blanca | Jueves, 01 de diciembre

Bahía Blanca | Jueves, 01 de diciembre

Bahía Blanca | Jueves, 01 de diciembre

"Mis padres no asumieron nunca que mi hijo estaba enfermo mentalmente"

Mariel, mamá de Brian Verna Batalla, dijo que "lo que sucedió fue premeditado" y que "se podía haber evitado".

Fotos: Rodrigo García-La Nueva.

   Mariel, mamá de Brian Verna Batalla, el joven que falleció el último lunes como consecuencia de los cinco disparos que recibió de su abuelo, dijo esta mañana que "lo que sucedió fue premeditado" ya que "mi padre tenía en su cabeza pegarle" y sostuvo que "se podía haber evitado".

   "Yo sé que en el momento del acto, la decisión de mi padre fue premeditada. Cerró el portón, fue a buscar el arma, a mi mamá le dijo 'andate adentro, Marta'. Yo lo vi, nadie me lo contó. Mi padre siempre fue una persona manipuladora tanto en la familia como en la sociedad", detalló.

👉 Mirá también: ¿Hubo legítima defensa o fue un crimen sin atenuantes?

   Domingo Faustino Verna, el acusado de 77 años de terminar con la vida de su nieto, de 29, en la puerta de su casa, ubicada en Cobián al 600, fue liberado por el fiscal Jorge Viego, luego de negarse a declarar en la indagatoria (tiene derecho a hacerlo).

   "Yo no quiero conflictos, pero la vida de mi hijo no me la van a devolver. Mi hijo siempre fue tratado y mientras estuvo conmigo yo siempre le di la medicación. Según mis padres no requería medicación y siempre me culparon de que mi hijo sea así. Ellos no asumieron nunca que mi hijo estaba enfermo mentalmente", sentenció.

   Mariel también contó que Braian había sido diagnosticado con trastorno de la personalidad y de conducta.

   "Braian es mi vida, a pesar de tener sus problemitas nerviosos. Desde los seis años ha sido atendido con un neurólogo en Buenos Aires", expresó.

   La autopsia del cadáver reveló que la víctima recibió cinco disparos que le causaron heridas en abdomen, tórax, cuello, mejilla y hombro. Los voceros señalaron que el imputado también presentaba escoriaciones.

   "Yo vi con mis propios ojos como le tiró a quemarropa. El lunes fue la tercera vez que él (por su padre) estaba esperando a través de las cámaras cuando él llegara para atacarlo. Desconozco qué dinero le debe", relató.

   "Tengo dureza, soy fuerte y siempre fui fuerte. Ahora voy a tomar más fuerzas todavía, yo no me bloqueo porque tengo que seguir adelante con mis mascotas, mi casa... que es lo único que tengo", completó.